Un nuevo obstáculo en el atasco sanitario: la oleada de médicos que se jubilarán en dos años

La Voz REDACCION

ASTURIAS

El consejero de Salud del Gobierno del Principado de Asturias, Pablo Fernández Muñiz
El consejero de Salud del Gobierno del Principado de Asturias, Pablo Fernández Muñiz EFE | Eloy Alonso

La consejería calcula que unos 433 facultativos dejarán de trabajar en los próximos dos años

08 feb 2022 . Actualizado a las 16:58 h.

El consejero de Salud del Principado, Pablo Fernández, ha reconocido que «hay capacidad de mejora en Atención Primaria» donde, más allá de los problemas derivados de dos años de pandemia que han dejado a los «profesionales exhaustos» por el aumento de la carga de trabajo, hay también un déficit de profesionales.

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico.

Fernández ha respondido en el pleno de la Junta General del Principado a cuatro preguntas de Ciudadanos, Foro, PP y Vox, y las de estos dos últimos grupos han estado estrechamente vinculadas a la campaña que el sindicato médico Simpa ha iniciado para pedir la reprobación del consejero por la gestión que ha hecho al frente de la Atención Primaria.

«Hasta aquí hemos llegado usuarios, pacientes y profesionales que han dicho basta porque la Atención Primaria está en una situación crítica y peor que nunca», ha asegurado la popular Beatriz Polledo, que ha acusado al titular de Salud de utilizar «de forma torticera» la pandemia para parapetarse detrás de ella «y no hacer nada» en un momento en el que «el consejero se ha convertido en un problema para la salud de los asturianos».

Desde Vox, Sara Álvarez Rouco ha recordado que la petición de reprobación parte de los colegas del consejero, «médicos consecuentes con su profesión que ven que la cuerda no estira más» y que ante el «caos de la Consejería» le piden que se vaya para poder atajar los problemas de la atención primaria.

Ante estas críticas, el consejero ha replicado a ambas diputadas que, aunque «se han vuelto expertas en sumarse a la ola de las emociones negativas, que son muchas desde hace dos años», deberían revisar la cifra de 450 médicos que el Simpa mantiene que piden su reprobación, ver cuántas duplicidades hay y dónde trabajan algunos de los que la han suscrito.

No obstante, ha dicho no quitar importancia a una iniciativa que podría ser debatida en el parlamento regional, donde el pasado mes de enero ya fue reprobado el consejero de Industria, Empleo y Promoción Económica, Enrique Fernández, por su gestión ante el cierre de Alu Ibérica.

El consejero de Salud ha asegurado que, ante la falta de médicos, desde el inicio de la legislatura están trabajando para tratar de atraer a más facultativos y que desde 2019 se han incrementado en 117 los activos en nómina, que al cerrar 2021 ascendían a 3.897 en Atención Primaria.

Este aumento ha permitido incrementar de 121 a 127 los profesionales de pedriatría y en 76 los auxiliares administrativos, según los datos facilitados por Fernández, que ha incidido en que el plan integral para la Atención Primaria que se está elaborando con la participación de todas las comunidades autónomas estará listo el próximo marzo y que permitirá dotar de los recursos suficientes a este área, que recibirá también fondos europeos para conseguirlo.

400 médicos en edad de jubilarse

Los problemas de contratación de facultativos no son exclusivos de la Atención Primaria y también son objeto de atención por parte del Sespa, que por años de cotización y edad calcula que 433 médicos podrán acceder a la jubilación en los dos próximos años.

Para compensar esta situación, el Sespa está trabajando en medidas que permitan fidelizar a los que ya están trabajando en Asturias y atraer a otros de fuera, ha señalado el consejero, que ha destacado que, en tanto se incorporan nuevos titulados, hay 114 actualmente que han prolongado su trabajo y se encuentran en servicio activo voluntario.

Previamente, el portavoz de Foro, Adrián Pumares, le había recriminado que «detrás de tanta palabrería» y de excusas con la pandemia «hay poca cosa» y que las jubilaciones próximas, que llegó a cifrar en más de 1.200 pueden llegar a suponer un problema en el sistema público de salud.

Cuidados paliativos

A preguntas del diputado de Podemos, Ricardo Menéndez Salmón, el consejero ha anunciado que en las próximas semanas se pondrá en marcha en el área de Gijón un nuevo equipo de cuidados paliativos integrado por un médico y una enfermera que se sumará al que está operativo de lunes a viernes desde el centro de Salud de Laviada.

Los dos médicos y dos enfermeras que forman parte de este equipo atendieron el pasado año a más de 300 pacientes en sus hogares, en su mayoría con patologías tumorales terminales, labor que se vio complementada también por los dos médicos y cinco ATS del equipo de hospitalización a domicilio de Cabueñes, que atendió a 320 pacientes, informa Efe.