La basura bruta, la asignatura pendiente del reciclado en Asturias

Luis Ordóñez
Luis Ordóñez REDACCION

ASTURIAS CON R

La comunidad presenta buenos resultados en la división de materiales pero no tiene una planta para tratar los residuos sin separar

10 oct 2018 . Actualizado a las 10:52 h.

Las fechas del calendario aprietan siempre en los compromisos europeos. Para 2020 los planes de España sobre tratamiento y reciclaje de residuos se habían fijado como objetivo hacerse cargo del 50% de los que proceden del ámbito doméstico y llegar hasta el 70% en el caso de la reutilización, reciclado y valorización material de los residuos de construcción y demolición. Desde la Comisión Europea se ha publicado un documento específico del análisis de cómo lo están haciendo cada una de las comunidades autónomas y Asturias no aparece mal parada en cuanto al compromiso de separar las basuras --en plásticos, papel y vidrio--, de hecho se cuenta en tercer lugar respecto al conjunto de territorios pero en el cómputo global, aunque sin malos resultados, no se encuentra ni mucho menos entre las comunidades más destacadas.

Una de las explicaciones está en que, a la hora de analizar los tratamientos recibidos a los desechos en cada comunidad, los valores correspondientes a Tratamiento mecánico biológico (BMT por sus siglas en inglés) que son los procesos en los que se trata de recatar todo lo posible de la basura que sale de casa sin separar y va directamente en los camiones al vertedero. Son las denominadas plantas de basura bruta en la que se máquinas y operarios la pasan por una cinta para recoger materiales señalados, como metales o cristales, en la medida de lo posibles. Pero Asturias no tiene ninguna planta de este tipo, su reciclaje por ese método es nulo.

Y aún así, contando sólo los procesos de la separación de materiales, Asturias se encontraría entre las comunidades más cumplidores, sólo sería superada por Navarra, Cataluña y empataría prácticamente con las cifras de el País Vasco. Todo teniendo el cuenta que la población y producción de residuos en Asturias es mucho menor que en esas comunidades. El informe de la Comisión Europea señala de hecho que, a la hora de evaluar los objetivos «La Rioja, Extremadura y Valencia lideran. Pero sus resultados de reciclado son muy sensibles al compostaje y digestión anaeróbica por MBT los procesos mecánico biológicos». El estudio también recalca que Madrid se revela como una gran generadora de residuos pero con escaso reciclaje y que alrededor del 60% de la generación de residuos del país proviene de Andalucía, Cataluña, Valencia y Madrid.