Brazão rompe su silencio: «Mi trabajo es ayudar al equipo, juegue o no juegue»

Pablo Fernández OVIEDO

AZUL CARBAYÓN

Gabriel Brazão, en El Requexón
Gabriel Brazão, en El Requexón Real Oviedo

El portero brasileño del Oviedo, en su primera entrevista desde que está en Asturias, habla de sus orígenes en Brasil, la llegada a Europa y su temporada como jugador azul

26 mar 2021 . Actualizado a las 19:11 h.

«Esperemos poder ayudarle en su carrera deportiva y que cuando termine la temporada hablemos de un portero que ha mejorado muchísimo y de alto nivel en el mundo profesional», dijo Francesc Arnau, director deportivo del Real Oviedo, en la presentación de Gabriel Brazão (Uberlândia, Brasil; 2000). Aquello fue el 1 de septiembre y las declaraciones del portero brasileño fueron las primeras, y las últimas, realizadas a los medios de comunicación asturianos. Hasta ahora. Brazão, relegado al banquillo por Joan Femenías, habla para LA VOZ DE ASTURIAS sobre sus inicios en Brasil, el salto a Europa, la llegada al Real Oviedo y los momentos vividos en la capital del Principado. 

-¿Cómo empezó en esto del fútbol?

-Muy pronto, jugando en la calle con los amigos. Poco a poco fui mejorando y varias personas pensaron que podía ser profesional.

-¿Siempre fue portero?

-Al principio era delantero. Era más alto que el resto de los niños y un día, cuando tenía 8 años, faltó el portero. El entrenador me preguntó que si quería ponerme y ahí empezó todo. Fue amor a primera vista y no quise salir de la portería.