El Gobierno considera una «irresponsabilidad» la moción para acabar con la minería

El ministro de Energía asegura que la medida «nos llevaría a una situación muy grave»

Álvaro Nadal, ministro de Energía, Turismo y Agenda Digital
Álvaro Nadal, ministro de Energía, Turismo y Agenda Digital

León

El ministro de Energía, Turismo y Agenda Digital, Álvaro Nadal, ha calificado esta tarde de «irresponsabilidad» la moción aprobada ayer en el Congreso que prácticamente equivale a acabar con la minería del carbón.

En declaraciones a los periodistas tras clausurar en León la undécima edición del Encuentro Internacional de Seguridad de la Información (ENISE), Nadal se ha referido así a la moción aprobada ayer en la Cámara Baja a instancias de Podemos sobre adelantar el cierre de las centrales térmicas a 2020.

«El Gobierno no está de acuerdo de esa moción, especialmente por el cierre de todas las centrales de carbón de España, lo que cual nos llevaría a una situación muy grave», ha señalado el ministro.

Ha añadido que lo aprobado ayer en el Congreso no ayuda a la negociación que se mantiene en la UE, y ha dicho que «lo que menos falta hacia era una postura mayoritaria de todos los grupos menos el PP y Foro Asturias contra el carbón».

«No se pueden adoptar medidas tan drásticas por motivos meramente ideológicos», ha remarcado Nadal, que ha insistido en que «no hay razones económicas» y existe una planificación de 2020 a 2030 del mix energético en el que el Gobierno quiere que esté el carbón y los grupos parlamentarios han dicho que no».

Nadal ha advertido de que lo ocurrido ayer en el Congreso es una irresponsabilidad, y ha opinado además que afectará al bolsillo de todos los españoles porque repercutirá en el recibo de la luz.

«El interés general de España implica que el carbón esté ahí para que las puntas de precio no sean muy altas porque si hay una punta de precio de gas como ocurrió el invierno pasado el hecho de que exista carbón modula un 15% ese precio», ha reseñado.

Valora este artículo

1 votos
Comentarios

El Gobierno considera una «irresponsabilidad» la moción para acabar con la minería