«El silencio del pantano», la primera película del asturiano Marc Vigil, se estrena en Año Nuevo

El director lleva 20 años encadenando éxitos con series de televisión como «7 vidas», «Aída», «El Ministerio del Tiempo» o, la última, «Malaka»

El asturiano Marc Vigil, en medio de un rodaje
El asturiano Marc Vigil, en medio de un rodaje

Redacción

Marc Vigil lleva 20 años encadenando éxitos con sus series de televisión; de «7 vidas» o «Aída» a «El Ministerio del Tiempo» y «Malaka», el asturiano ha reunido ganas y sabiduría suficiente para encarar su primer largometraje, «El silencio del pantano», un thriller que, asegura, podría ser una metáfora de la España de hoy. Basada en la novela homónima de Juanjo Braulio, con guion de Carlos de Pando y Sara Antuña, «El silencio del pantano» es un doble relato que se cuenta en paralelo: por un lado, la desaparición de un exconseller de la Generalitat, un corrupto que blanquea y protege al clan de narcos locales, y, por otro, el libro que escribe «Q», un psicópata justiciero con un solo punto débil: su hermano.

Vigil empieza su película informando al espectador de que Valencia está fundada sobre un pantano, terreno resbaladizo y de aguas estancadas que funciona para él como un espejo de la vida que llevamos: tan bella por fuera como el paisaje dorado de la Albufera y tan turbia por dentro como el subsuelo viscoso sobre el que se edificó la ciudad. «Estamos muy indignados oyendo las noticias sobre la corrupción y las mentiras, pero en el fondo, muy pocas veces nos miramos al espejo y ese mal creo que está en todos los ámbitos. Es muy fácil criticar -señala en una entrevista con Efe- pero estaría mejor hacer una reflexión. Eso es lo que pasa en la peli, que te das cuenta de que todos son malos».

De ahí esa imposibilidad de empatizar con ningún personaje; si acaso, dice el director, con «el más bestia de todos, pero que, al final, es la víctima de lo que le rodea». Habla de Falconetti (Nacho Fresneda), un macarra sin escrúpulos con la cara atravesada por una cicatriz que sólo se achanta ante la jefa, La Puri, una gitana que, desde su cocina, maneja los bajos fondos de la ciudad. Un personaje inspirado en La Paca, la mayor narcotraficante al menudeo de España que pasó años en la cárcel de Mallorca, un papel que borda Carmina Barrios, según informa Efe.

«Q» (Pedro Alonso) es un escritor de novela negra que triunfa por el modo tan veraz en que relata los crímenes de un asesino en serie al que sitúa en una ciudad corroída por la corrupción política. Este hombre es «la pura disociación y encofradamente», explica Alonso, cerrando una caja imaginaria con sus manos. «Es fácil pensar que tiene dentro un daño muy siniestro y muy profundo», que le empuja «al colapso» como única forma de salvación. Por contra, a Falconetti «no le llega» la cabeza para estrategias, pero «es muy fiel y hace lo que diga Carmina, él no opina, ejecuta. Puede ser el más chungo del barrio, pero respetando la escala de valores», comenta Fresneda, que valora la «inocencia» del personaje.

«Q es lo más feo que he trabajado», sonríe Alonso, «Berlín» en la serie de «La casa de papel», que ha dedicado meses a conectar con este incómodo personaje. Tampoco lo ha pasado bien en el rodaje «Alonso de Enterríos» de «El Ministerio del Tiempo», «a tope» también a nivel físico, confiesa Fresneda. «Lo peor es que todos estos personajes existen», zanja Vigil, y no lo dice por pesimista, afirma, sino que hace un retrato fiel de lo que hay. «Mi intención no es jugar al virtuosismo sino entender lo que quieres contar y retratarlo», asegura.

Dice haber tenido que pelear mucho contra la idea de que al público «hay que explicárselo todo» y, en este caso, se hace imprescindible que «el espectador participe de lo que está pasando». «Me interesa mucho jugar con el público en esos términos: que el acontecimiento de la historia sea cómo se la cuentas». Así, el espectador nunca tendrá claro qué relato observa: si el que escribe «Q» o algo que realmente está pasando. Vigil (que prefiere que le llamen guionista o productor ejecutivo, según el caso) ha confirmado a Efe que sigue supervisando la cuarta temporada de la esperada «El Ministerio del Tiempo» y que se reservará sólo la dirección de algún capítulo porque no le da más «la vida». La película llegará a las salas españolas el día 1 de enero de 2020.

Comentarios

«El silencio del pantano», la primera película del asturiano Marc Vigil, se estrena en Año Nuevo