¿Y si Neymar siguiera en el PSG?

La marcha de Coutinho al Bayern aumenta las opciones de que el brasileño, que se quedó fuera ante el Rennes, pueda verse obligado a seguir en el PSG


El final del mercado se acerca y Neymar aún no tiene abierta la puerta de salida del PSG. «No hay una solución», afirmó este sábado su entrenador Thomas Tuchel, constatando el fracaso de una semana de negociaciones con el Barça. ¿Y si la estrella siguiese en París? El pasado fin de semana se alcanzó un punto de aparente no retorno con su no convocatoria para el primer partido de la Ligue 1, y con las pancartas y los insultos que profirieron en su contra los ultras del PSG. Pero la posición de Neymar en este caso va acorde a su estilo de juego: escurridizo, regateando rumores y defensas con la misma habilidad que hace de él el jugador más caro del mundo, condición que sigue manteniendo dos años después. El PSG pagó 222 millones de euros por él en el verano del 2017.

Este sábado el relato sobre el futuro de Neymar tomó un nuevo rumbo que devuelve vigor a la idea, improbable hace unos días, de que permanezca en Francia, como estipula su contrato, vigente hasta 2022. «El mercado se cerrará el mes que viene. Hoy, eso no cambia nada, es mi jugador. Cuando pienso en un equipo fuerte, es con él. Por el momento no hay soluciones para su salida del club. Nada ha cambiado. Nuestra relación es la misma, si no hay solución se queda. Tiene tres años de contrato», afirmó Tuchel en conferencia de prensa.

Neymar no figura en el grupo que viaja a Rennes para disputar el domingo el duelo de la segunda fecha de la Ligue 1. El genial delantero aún no ha disputado un minuto esta temporada. Pero su inclusión el viernes en la nómina de Brasil para los amistosos de septiembre deja entrever un próximo regreso.

Entre bastidores, la conversaciones entre su club y el FC Barcelona, su destino deseado según la prensa, indican que el desenlace no está próximo, como preferiría el director deportivo parisino Leonardo, quien opta por una rápida resolución del caso en uno u otro sentido. Además, el principio de acuerdo alcanzado para la cesión de otro brasileño, Philippe Coutinho, al Bayern de Múnich, anunciado el viernes por la tarde, supuso un nuevo reparto de las cartas.

Los medios galos y los catalanes parecían coincidir los últimos días en que el volante ex del Liverpool era del agrado de la dirección del PSG, por lo que podría servir como moneda de cambio en una eventual operación con Neymar en la que iría acompañado de una importante suma de dinero. ¿Sobre qué bases se reanudarán las negociaciones entre el PSG y el club culé? El Real Madrid, al acecho, ¿podrá aprovechar la oportunidad? A dos semanas del final del mercado, cada gesto de Neymar es escrutado por el planeta fútbol, pendiente de la resolución del caso más mediático. «No sé si el tiempo cambia muchas cosas», afirmó Tuchel con tono filosófico.

Pero su discurso no es el mismo. El domingo tras golear 3-0 al Nimes, afirmó con aire fatalista que había que «encontrar una solución sin Neymar». Seis días después, explicó que el brasileño es indispensable en su equipo.

«Cuando pienso en un equipo fuerte es con él. Pero en un Ney en un estado mental bueno, agresivo, con carreras, regates, libre...», declaró. «Es un chico muy sensible. No es fácil volver y convencer a todo el mundo (...). Le voy a proteger y al impulsar al mejor nivel posible», añadió. ¿Podrá hacerlo en el PSG? Hace días parecía imposible pensarlo. Llegaron a retirar sus camisetas de las tiendas. Tras la operación de Coutinho, ya no lo parece tanto.

Comentarios

¿Y si Neymar siguiera en el PSG?