Courtois-Oblak, dos muros bajo los palos del Real Madrid-Atlético

óscar bellot / ignacio tylko

DEPORTES

Duelo de altura en la portería. Thibaut Courtois, en estado de gracia e invicto frente a su exequipo, y Jan Oblak, rehabilitado por su fenomenal actuación en Champions ante el Oporto, serán dos de los grandes focos de atención en el duelo que el Real Madrid y el Atlético librarán mañana en el Bernabéu

11 dic 2021 . Actualizado a las 09:17 h.

Thibaut Courtois vuelve a verse las caras con su pasado. El gigante de Bree disputará mañana su octavo derbi capitalino defendiendo al Real Madrid. Todavía no sabe lo que es perder contra el Atlético, equipo para el que disputó 154 partidos que le convirtieron en leyenda rojiblanca. Así lo atestigua la placa con su nombre que luce en los exteriores del Metropolitano. Encajó 125 tantos, dejó a cero 76 veces su portería y fue pieza determinante en los cuatro primeros títulos de la era Simeone: la Europa League de la campaña 2011-12, la Supercopa de Europa y la Copa del Rey de la 2012-13 y la Liga de la 2013-14.

El primer encuentro tras su cambio de chaqueta, librado el 29 de septiembre del 2018 en el Santiago Bernabéu, quedó marcado por el cerrojazo que impusieron el belga y su sucesor bajo los palos del Atlético, Jan Oblak. Desde entonces, Courtois se ha convertido en un adversario imbatible para su exequipo, contra el que acumula tres victorias y cuatro empates, habiendo encajado solo dos tantos.

Mantener la racha es el propósito de un guardameta que alcanza la cita en estado de gracia. Es uno de los bastiones sobre los que el Real Madrid ha cimentado su liderato en la Liga y ha logrado el pase como primero de grupo a octavos de final de la Champions, la competición en la que tocó fondo en su segundo curso en Chamartín. Sustituido entonces bajo pitos por una gastroenteritis al descanso del duelo con el Brujas, cuando los blancos caían por 0-2 con una actuación que le había dejado señalado, el belga es hoy indiscutible.