El carbón de El Musel se resguarda mejor de los vientos

La nueva pantalla anticontaminación se eleva más de 10 metros sobre la explanada de la EBHI y consigue un ámbito de protección de hasta 15 veces su altura,  por encima de 160 metros

El Musel
El Musel

Gijón

La Autoridad Portuaria de Gijón ha finalizado la colocación de la pantalla anticontaminación en la explanada de Aboño, una barrera que tiene como fin minimizar el impacto del viento en las pilas de carbón acopiadas en la zona y contribuir así a mejorar la calidad del aire en las zonas colindantes, según una nota de prensa emitida por El Musel. La barrera supera tiene una longitud total de unos 200 metros en sentido paralelo a la ría y es capaz de reducir un 80 por ciento la velocidad del viento, y forma parte de un bloque de inversiones en medidas anticontaminantes en las que se han invertido más de 650.000 euros.

La pantalla está formada por postes que tienen una altura efectiva de seis metros sobre la coronación del espaldón, lo que se traduce en que alcanzan los 10,8 metros de altura sobre la explanada de esa zona. Los postes están separados un metro entre ejes y tienen una sección rectangular de 0,45 metros por 0,35 metros, siendo el lado mayor paralelo al espaldón. Entre las funciones de la pantalla, está la de disminuir la energía del viento procedente del Oeste, lo que evita que alcance las pilas de carbón localizadas en la explanada, pero también la del viento del Este, que es el que pudiera transportar partículas en suspensión procedentes de las pilas. Eso favorece la caída de las citadas partículas y evita su propagación a zonas cercanas.

En concreto, la pantalla consigue unos ámbitos de protección de hasta 15 veces su altura, es decir, por encima de los 160 metros, y alcanza una reducción de la velocidad del viento en un 80 por ciento. De la misma forma, el atrapamiento de partículas se consigue a través de la pérdida de energía del viento y del bajo índice de permeabilidad de la pantalla, ya que solo el 10 por ciento del aire que incida en la barrera no chocará contra alguno de los postes que la conforman. La pantalla también sirve de barrera óptica que impide ver las parvas, ya que aunque no sea hermética, los ángulos de visión harán que el efecto sea el de una pantalla continua.

Tags
Comentarios

El carbón de El Musel se resguarda mejor de los vientos