Recibidos al grito de «¡ladrones!»

Varios colectivos participan en la protesta convocada por la Asamblea de Trabajadores en Lucha para recibir a las autoridades de la Feria de Muestras

Protestas de la Asamblea de Trabajadores en Lucha en la inauguración de la FIDMA 2017
Protestas de la Asamblea de Trabajadores en Lucha en la inauguración de la FIDMA 2017

Gijón

Varios colectivos de trabajadores en conflicto estuvieron hoy presentes en la protesta convocada por la Asamblea de Trabajadores en Lucha para recibir a las autoridades que asistieron a la inauguración de la 61 Feria Internacional de Muestras de Asturias. Al grito de «¡ladrones!» recibieron al ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, y su predecesora en el cargo y actual presidenta del Congreso de los Diputados, Ana Pastor. Aunque también, aprovechando la llegada de dirigentes socialistas como el presidente del Principado, Javier Fernández, también se escucharon gritos de «¡PSOEbreros!» y «¡PSOE y PP, la misma mierda son!».

Con la protesta, según explicó un representante de la Asamblea de Trabajadores en Lucha, se pretendía poner de manifiesto la otra realidad que esconde la recuperación económica que tanto optimismo, o tanto optimismo razonable, está generando entre quienes gobiernan España y Asturias. Y, de paso, su oposición a las políticas que, como la reforma laboral, han ido reduciendo derechos laborales y empeorando la situación de los trabajadores en general.

Los participantes en la protesta también mostraron su rechazo a la corrupción del país y, en concreto, a un «gobierno de ladrones«  que «trabaja a beneficio de la banca» mientras los trabajadores se encuentran cada vez en situaciones económicas y laborales más precarias, tengan o no trabajo. «No queremos más privatizaciones, queremos la remunicipalización de los servicios públicos, que tienen que darse desde lo público», indicaron, reclamando en concreto la remunicipalización del servicio de atención a domicilio del Ayuntamiento de Gijón. 

En la protesta, bajo el control de un numeroso operativo policial, también se puso de manifiesto la situación en la que se encuentran 260 trabajadoras del Contact Center de Liberbank que están viendo peligrar sus puestos de trabajo en la entidad bancaria y que achacaron a que el consejero delegado de Liberbank, Manuel Menéndez, «exige más despidos para sacar más beneficios». Otros conflictos que estuvieron representados en la protesta fueron los de la Asociación de Pensionistas por lo Público, la Plataforma de Afectados del ERA o afectados por los despidos del Banco Santander. 

Valora este artículo

9 votos
Comentarios

Recibidos al grito de «¡ladrones!»