Al Rosario de Acuña no le basta con paraguas

La comunidad escolar del centro de Secundaria, arropada por vecinos del Polígono de Pumarín, el Movimiento por la Escuela Pública y representantes políticos clama por la construcción de una cubierta a la Consejería de Educación

Un momento de la concentración en el IES Rosario de Acuña
Un momento de la concentración en el IES Rosario de Acuña

Gijón

El pasado 24 de Noviembre de 2017 alumnos, profesorado, padres y madres del IES Rosario de Acuña, arropados por vecinos del Polígono de Pumarín, protagonizaron una concentración para demandar lo que -según recordaron esa mañana en un comunicado- vienen «veinte años solicitando» a la Consejería de Educación: una pista cubierta para sus clases de Educación Física, «algo necesario y básico para cualquier centro público en Asturias». Seis días después, bajo el frío y la lluvia de temporal, han vuelto a salir de sus aulas para reclamar de nuevo el cumplimiento de las «vagas promesas» del Principado bajo un techo de paraguas. Esta vez les han acompañado también representantes del movimiento por la Escuela Pública y de los grupos municipales de Xixón Sí Puede y Ciudadanos.

Al menos unas trescientas personas se han colocado tras una pancarta con el mensaje «Con los paraguas no nos basta. ¡Por una pista cubierta ya!» para demandar lo que consideran un acúmulo de «importantes deficiencias en materia de infraestructuras» desde que en 1997 el centro de Enseñanza Media fue alojado en el edificio del antiguo colegio público Evaristo Valle. Según el comunicado del centro, la cubierta no solo se requiere para complementar las carencias de un «gimnasio verdaderamente pequeño ubicado en el sótano del edificio», sino también para dar cobijo al alumnado en los recreos los días de lluvia. El perfil de Facebook abierto con motivo de estas movilizaciones muestra la situación de los alumnos cuando eso sucede.

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

Al Rosario de Acuña no le basta con paraguas