El PSOE reta a una moción de confianza y XsP e IU sospechan una «prórroga-coartada»

El PSOE desafía a Moriyón a someterse a la confianza del Pleno para aprobar las cuentas y los morados y la coalición creen que el gobierno se siente cómodo con un presupuesto prorrogado


Gijón

La confirmación por parte de la concejala de Hacienda, Ana Braña, de que la alcaldesa de Gijón firmará hoy «o en los próximos días» la prórroga presupuestaria municipal para 2018, ha desatado las reacciones diversas en la oposición gijonesa. Mientras que el PSOE ha retado al gobierno local de Foro Asturias a presentar una moción de confianza para aprobar las cuentas, Xixón Sí Puede e IU dan por hecho que el equipo gubernamental se encuentra cómodo en una situación que -aseguran- no tiene demasiado interés en resolver, y Ciudadanos lamenta la mala noticia y culpa al «tacticismo» de los sociaistas y los morados del fracaso de las conversaciones. Mientras tanto, la concejala de Hacienda, Ana Braña reiteraba la voluntad de Foro de  llegar a un acuerdo presupuestario ya con la raya de 2018 cruzada, «si es posible en el Pleno de febrero mejor que en el de marzo».

PSOE: cuestión de confianza (¿y moción de censura?)

La reacción más contundente ha sido la del portavoz socialista, José María Pérez, quien -sorprendido de que Moriyón «dé por roto cualquier tipo de conversación sobre el presupuesto»- ha movido ficha política para desafiar al gobierno local a someterse a una moción de confianza. Se trata -ha defendido- de «un mecanismo que la ley establece en procesos presupuestarios y que el gobierno municipal puede utilizar, si quiere». Pérez ha puntualizado que, de recoger el guante, la alcaldesa tendría que pedir la confianza del pleno para aprobar las cuentas y, de no obtenerla, el resto de grupos políticos dispondrían de un mes de plazo para presentar una moción de censura con un candidato alternativo. Si no lo presentan o si la moción no prospera, el proyecto presupuestario del gobierno quedaría entonces aprobado.

El portavoz del PSOE ha añadido que si el gobierno no presenta un proyecto de presupuestos «no puede utilizar es te mecanismo, y si no lo hace es porque no quiere, con lo cual la responsabilidad de que Gijón no tenga presupuestos el próximo año es única y exclusivamente suya, no de la oposición». Devolvía así la pelota a Carmen Moriyón, que ha responsabilizado a la actitud de «no es no» del PSOE de una parte importante del fracaso de las negociaciones.

Pérez ha arremetido además con la forma de plantear el proceso por parte de Foro. Ha recordado que su grupo mantuvo tres reuniones presupuestarias con la concejala de Hacienda, pero «ni una sola conversación ni con la alcaldesa ni con el portavoz del gobierno». En la primera Foro presentó un borrador de su proyecto, en la segunda el PSOE planteó sus propuestas y en la tercera el gobierno rechazó la práctica totalidad de ellas. «Desde entonces, no hemos vuelto a tener ni una sola conversación al respecto, porque ellos han ido aplazando las reuniones semana a semana», ha explicado. En ese contexto, encuentra «el colmo del absurdo» las declaraciones de la concejala de Hacienda que plantean la posibilidad de acuerdos de cara a febrero.

Las otras dos formaciones de izquierda han coincidido en su interpretación de que la prórroga no incomoda especialmente al gobierno de Foro. Más bien al contrario. Así,  el portavoz de XsP, Mario Suárez del Fueyo, ha dicho detectar «mucho interés en que hubiera prórroga» por parte de los casquistas, mientras que  IU asegura que los han encontrado «una coartada perfecta para el inmovilismo».

XsP: la remunicipalización del SAD puede salvar el presupuesto

Suárez del Fueyo ha admitido que la cuestión de la remunicipalización del Servicio de Ayuda a Domicilio (SAD) ha estado en el núcleo de la discrepancia con Foro, pero la ha achacado a la inflexibilidad del equipo de Gobierno para admitir la propuesta central de XsP «amparándose en determinados informes», pero más aún en los compromisos políticos de Foro con sus socios en Madrid. «Otra cuestión es que desde el punto de vista ideológico y político, los socios de Foro en el Congreso les impidieran llevar adelante esto. La alcaldesa misma ya sitúa en el marco de los posibles apoyos a las Cuentas a PP y C's, aunque su máxima en la negociación fue que no se aceptara nada que propusiera XsP, mientras que nuestro grupo municipal se situaba en el marco de los imposibles», afirma el portavoz edil de XsP.

Los morados contraargumentan:  «Lo que no aceptamos en ningún caso es que se asegure que remunicipalizar el SAD sería un caso de prevaricación, ya que es algo que precisamente ya se está haciendo en otros muchos ayuntamientos, por lo que es perfectamente posible», afirma Suárez del Fueyo. «Hicimos lo que pudimos para lograr que hubiera presupuestos y seguimos la misma línea que mantuvimos en 2016», añade, y deja la puerta abierta a un cambio de postura «si el equipo de Gobierno cambia de posición en el tema de la remunicipalización del SAD».

IU: a Foro le viene bien la prórroga

Ana Castaño, de IU, ha abundado del mismo modo en la idea de que a Foro «casi le viene bien la prórroga»: «Si fuera concejala y quisiera estar relajada sin tener mucho dinero para gastar, solo para cumplir lo estritamente necesario, sería estupendo. Cuanto menos proyectos nuevos, inversiones que tengo que ejecutar, mejor, aunque a la ciudad le fuera peor». Con las críticas por la baja ejecución presupuestaria de este ejercicio presentes, Castaño ha ironizado: «Cuanto menos gasto tenga consignado y cuanta menos obligación de gasto, miel sobre hojuelas».

Sobre el desarrollo de las conversaciones, la concejala ha lamentado que el equipo de Gobierno solo haya mantenido con su grupo dos reuniones «meramente administrativas» y lo considera síntoma del poco interés «en llegar a un acuerdo, un presupuesto que responda a las necesidades de la ciudad, las personas, con la inversión, la atención social, el empleo…».

«El gobierno local se mueve bien en esta prórroga», ha abundado la concejala de IU, que reprocha a Foro haberse limitado a «aparentar que se está negociando un presupuesto que no es real» y su «falta de seriedad». «Aparentar es uno de los cánceres de la política», ha zanjado Castaño, que también se ha referido a las previsiones de la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal sobre el incumplimiento de la regla de gasto en Gijón. Castaño cree que, junto a la prórroga, a Foro «le viene bien el temor a incumplir la regla de gasto»:  «Que Foro no me llore en ese asunto. Está apoyando al PP, y tuvo la oportunidad para votar la modificación en el Congreso propuesta por Unidos Podemos»

En un tono muy distinto, que revela su proximidad con el equipo de Foro en las frustradas negociaciones, Ciudadanos se lamenta por su fracaso y carga contra PSOE y XsP por su «electoralismo y partidismo» al plantear condiciones «imposibles». «Es una muy mala noticia para los gijoneses», señala en un comunicado el concejal José Carlos Fernández Sarasola, que reclama para su formación « una actitud responsable y un diálogo sincero con el Equipo de Gobierno y estábamos ya cerca de alcanzar un acuerdo».

Ciudadanos insrta a «seguir dialogando» para «si es posible revertir la situación y que los efectos de la prorroga sólo duren unas semanas, o, al menos, para acordar agilizar al máximo las modificaciones presupuestarias necesarias para minimizar al máximo sus efectos negativos». Claro que esto también requiere que tanto Xixón Sí Puede, como muy especialmente, el Partido Socialista abandonen su tacticismo político y piensen en los intereses de la ciudad y los gijoneses.

Para Fernández Sarasola, los «efectos negativos» de la prorroga «se verán incrementados, por la más que probable intervención y tutela de las cuentas debido al previsible incumplimiento de la regla de gasto».

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

El PSOE reta a una moción de confianza y XsP e IU sospechan una «prórroga-coartada»