Ingresan en prisión tres de los cinco Ultra Boys detenidos

La Policía Nacional mantiene abierta la investigación a la espera de identificar a más participantes en el ataque al bar de Cimadevilla

Asalto ultra a un bar de Gijón Un grupo de encapuchados fascistas agredió a la clientela de un local en Cimadevilla

Oviedo

La magistrada titular del Juzgado de Instrucción número 4 de Gijón acaba de dictar una orden de prisión provisional, comunicada y sin fianza para tres de los cinco ultras detenidos por el ataque a un bar de Gijón durante el fin de semana. A uno de ellos se le acusa de un delito de lesiones agravadas por el uso de un instrumento peligroso y a los otros dos, que tienen antecedentes, por desórdenes públicos. Los tres serán trasladados de inmediato al Centro Penitenciario de Asturias. Para los otros dos detenidos, que también han pasado a disposición judicial, se ha dictado una orden de libertad con la obligación de comparecer los día 1 y 15 de cada mes, y la prohibición de acercarse a menos de 500 metros al bar y sus inmediaciones. También se les acusa de desórdenes públicos pero no tenían antecedentes .Todos mantuvieron sus declaraciones en sede policial.

La magistrada, que estaba en funciones de guardia, se inhibirá ahora al Juzgado de Instrucción número 2 , que por la fecha en la que se produjeron los hechos, es a quien le corresponde seguir con la instrucción del caso.

La Fiscalía, por su parte, había solicitado el ingreso en prisión provisional comunicada y sin fianza para estos tres de los cinco miembros de Ultra Boys. En la comparecencia celebrada esta misma mañana, el Ministerio Público había pedido prisión provisional para un detenido al que le atribuye los delitos de lesiones y desórdenes públicos. Para otros dos detenidos, a los que inicialmente se atribuye un delito de desórdenes públicos, la Fiscalía había solicitado el ingreso en prisión provisional o, subsidiariamente, la obligación de comparecer todos los días 1 y 15 de cada mes en el juzgado y cuantas veces sea necesario para la práctica de las diligencias que se consideren oportunas, y la prohibición de acceder y aproximarse a menos de 500 metros al lugar de los hechos.

Finalmente, para los otros dos arrestados, a los que inicialmente se atribuye igualmente un delito de desórdenes públicos, la Fiscalía había solicitado la obligación de comparecer en el juzgado y una orden de alejamiento en los mismos términos. Los cinco detenidos, que según la Policía son integrantes o están vinculados a los Ultra Boys, el grupo radical seguidor del Sporting, tienen entre 21 y 34 años.

La Policía Nacional mantiene abierta la investigación a la espera de identificar a más participantes en estos hechos ocurridos en la madrugada del sábado al domingo, cuando un grupo de unos diez jóvenes entraron con el rostro tapado en un bar de Gijón armados con objetos contundentes para agredir a la clientela e hirieron a un joven. 

La agresión tuvo lugar pasadas las 1:00 horas en un local de la calle Óscar Olavarría donde se celebraba una fiesta del Unión Club Ceares. Los hechos fueron denunciados una hora más tarde por uno de los clientes, que resultó herido, aunque no de gravedad.

Valora este artículo

5 votos
Comentarios

Ingresan en prisión tres de los cinco Ultra Boys detenidos