Piden 13 años de cárcel para el presunto yihadista detenido en Gijón

El acusado fue arrestado en 2016 y estaba plenamente integrado en la organización terrorista Daesh

.

Redacción

La Fiscalía pide una pena de 13 años de prisión para un presunto yihadista residente en Gijón que adoctrinaba por internet y fue contactado a través de Facebook por un agente encubierto de la Policía que le consultó sobre un viaje que pretendía realizar a Turquía para unirse al Dáesh. La Audiencia Nacional juzgará el próximo miércoles a este acusado, Abdellah O.L., de nacionalidad marroquí, por delitos de integración en banda terrorista, adoctrinamiento y exaltación del terrorismo, por unos hechos ocurridos a partir de 2011, cuando comenzó a publicar en internet contenidos yihadistas.

Según el escrito de acusación del fiscal, el acusado se presentaba en la red social Facebook como militante del Dáesh o Estado Islámico y se dedicó a publicar material relacionado con este grupo terrorista para reclutar y adoctrinar a musulmanes. Entre otras cosas, publicó escenas de adiestramiento militar del Dáesh, canciones y discursos con su bandera, así como imágenes vídeos del aparato de propaganda de Al Qaeda. El 11 de septiembre de 2016, la policía registró su vivienda situada en la calle Venezuela de Gijón y halló en ella más vídeos del Dáesh y también de los atentados del 11S en Nueva York con amenazas a los Estados Unidos. En una tableta encontrada en su casa, el acusado tenía además un acceso directo a un foro internacional del aparato de comunicación del Dáesh que exige para entrar un usuario y una contraseña, destaca el fiscal.

En la investigación contra este hombre participó un agente encubierto que, bajo una identidad supuesta, recibió una solicitud de amistad del acusado en junio de 2016. Unos meses después, en septiembre, el agente encubierto le comunicó que estaba planeando un viaje a Turquía y le preguntó si conocía a alguna persona dispuesta a unirse al Dáesh. «Salam aleikum hermano, que tengas un buen viaje, inshaallah. No hermano, no conozco a nadie, ojalá pudiera ir yo pero ya sabes que tengo familia que mantener y mis padres me necesitan. Bueno hermano, espero que Allah te facilite el viaje», le respondió el encausado, según el escrito del fiscal. La Fiscalía concluye con estos indicios que Abdellah O.L. era un «soldado virtual» integrado en el Dáesh que trataba de conferir una «imagen legendaria» de sus miembros, «dotando de legitimidad sus acciones, al amparo de la manipulación de ciertos preceptos religiosos». Con su actividad, abunda el fiscal, pretendía reclutar nuevos miembros, captar nuevos adeptos y obtener fuentes de sustentación para el Dáesh.

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

Piden 13 años de cárcel para el presunto yihadista detenido en Gijón