La joven que denunció haber sido violada después ser raptada en un coche se desdice

La presunta víctima admite que no hubo agresión ni fue retenida ante las contradicciones detectadas durante la investigación policial de los hechos, que la denunciante ubicó en la carretera de la Carbonera el 10 de enero

Comisaría de Policía de Gijón
Comisaría de Policía de Gijón

Gijón

La Policía Nacional ha descartado la agresión sexual en el caso de la joven que denunció haber sido introducida a la fuerza en un automóvil en la carretera de la Carbonera y después forzado a mantener relaciones sexuales. Los agentes dan por finalizada la investigación y concluyen que dicha agresión -que motivó la activación de un protocolo de protección y el traslado la Hospital de Cabueñes de la joven- nunca se produjo. Los trabajos policiales pusieron de manifiesto varias contradicciones en el relato de la presunta víctima por lo que para aclarar estos aspectos de la denuncia se volvió a citar la perjudicada. A tenor de las evidencias mostradas, la denunciante reveló a los policías que no había sido agredida sexualmente y que nadie la había retenido contra su voluntad.

En su denuncia la víctima manifestó que cuando se disponía a coger el autobús , el día 10 de enero a las siete de la tarde en la Carretera de la Carbonera, un hombre la había cogido en volandas y la había introducido en la parte trasera de un vehículo, cubriéndola con una manta.. Siguiendo el relato de la denunciante, esta persona había conducido unos quince minutos y la había llevado a una habitación a las afueras de Gijón en la que la había forzado a mantener relaciones sexuales. El hombre tapaba su rostro con un gorro y un pasamontañas por lo que la víctima nunca pudo verle el rostro. Después de consumar su agresión la había dejado en el mismo lugar, en la Carretera de la Carbonera, huyendo a continuación a bordo de su coche.

Tras este episodio la joven acudió a Dependencias Policiales a denunciar estos hechos y, desde ese mismo momento se activó el protocolo de actuación establecido para este tipo de situaciones, siendo acompañada por un vehículo policial sin distintivos, al Hospital de Cabueñes para su asistencia, protección y toma de muestras. Agentes adscritos a la Unidad de Familia y Mujer (UFAM) que se hicieron cargo de la investigación, realizaron la reconstrucción de los hechos en la zona, posibles itinerarios del vehículo y revisaron grabaciones de cámaras de seguridad y de tráfico ubicadas en esos espacios. A la vista de las pesquisas, y tras la detección de contradicciones, la víctima admitió ante los agentes la falsedad de la denuncia.

403 Forbidden

Forbidden

You don't have permission to access /votacion/pixel_votos_responsive.php on this server.


Apache/2.2.22 (Debian) Server at www.lavozdeasturias.es Port 80
Comentarios

La joven que denunció haber sido violada después ser raptada en un coche se desdice