Gijón presume de su pasado romano

El ayuntamiento impulsará a lo largo de 2019 la difusión del patrimonio arqueológico de la ciudad como reclamo turístico y cultural

;
El esplendor del «Gijón romano» El ayuntamiento potenciará a lo largo de este año los restos arqueológicos de la época romana como marca de ciudad

Gijon

Primera joya: el parque arqueológico de la Campa Torres, en donde se sitúa un castro de la época predomina y romana que constituye la primera presencia de Roma en Gijón. Segunda: el barrio de Cimavilla, en donde a mediados del siglo I d. C. se funda un nuevo núcleo romano que acabó siendo un importante centro regional y del que hoy quedan restos como las termas romanas, la fábrica de salazones de la plaza del Marqués, un gran pozo de 36 metros que se supone que abastecía a la antigua cívicas de Gijón o la muralla tardorromana que siguió utilizándose hasta finales de la Edad Media. Y tercera: la villa romana de Veranes, que se levantó a mediados del siglo IV d. C. y que conserva la parte de la residencia señorial.

Villa romana de Veranes.Villa romana de Veranes
Villa romana de Veranes

Por todo ello, y también por los hallazgos encontrados en estos restos romanos, Gijón ocupa un lugar de referencia cultural de la época romana en la cornisa cantábrica. Para reforzar ese lugar privilegiado, el Gijón romano será protagonista a lo largo de este año a través de una intensa y ambiciosa programación con la que el Ayuntamiento de Gijón, a través de la Fundación Municipal de Cultura, quiere potenciar la difusión de tan rico patrimonio arqueológico como reclamo turístico y cultural. Para convertirse en marca de ciudad. 

El programa de actividades se presentaba ayer en el Museo Arqueológico de Madrid en presencia de arqueólogos, restauradores, biólogos, investigadores y profesionales de diferentes universidades e instituciones que han colaborado y participado a lo largo de estos años en los proyectos de excavaciones e investigaciones realizados en Gijón.

El programa de Gijón romano incluye, de hecho, importantes citas científicas como las X Jornadas Europeas de Arqueología, además de culturales como cuatro exposiciones que se dedicarán a ese pasado romano y entre las que destaca la que podrá verse en el pabellón de la ciudad de la Feria de Muestras en agosto bajo el título Roma y Gijón. Una muestra que reflejará el alcance de la etapa histórica en la que los territorios de Gijón pasaron a formar parte del Imperio Romano.

Otra de las exposiciones, titulada Emporios. El comercio del Mediterráneo al Cantábrico en la antigüedad, mostrará esas relaciones comerciales a través de productos y contenedores cerámicos recuperados en Vigo, Gijón y otros enclaves costeros del noroeste. La muestra podrá visitarse del 6 de septiembre al 22 de noviembre en el parque de la Campa Torres.

Otra de las actividades de Gijón romano será la de seguir mostrando los tesoros singulares de los museos arqueológicos de la ciudad, como ya se hizo el pasado febrero con el fragmento de vidrio romano de Veranes con un mensaje hedonista invitaba a beber y vivir muchos años.

Así, otras piezas que verán la luz son las cerámicas del Ave María de la Casa del Forno, que se encontraron en 1998 en las excavaciones realizadas en la Casona y que forman parte del ajuar que las monjas Agustinas Recoletas utilizaron mientras habitaron el lugar. Entre ellas, destaca un juego formado por un plato y un cuenco elaborado en Talavera de la Reina en el siglo XVIII, ambos con el anagrama de la virgen en su fondo.

También se mostrarán las fíbulas (broches) del castro de la Campa Torres, realizados en hierro y bronce, y un hacha neolítica pulimentada que se encontró en los cimientos de un edificio de Veranes reconocido como horreum y a la que denomina piedra del rayu por atribuírsele poderes sobrenaturales como protectora de las cosechas.

Entre las citas culturales destaca también el V Coloquio de Arqueología de Gijón que, en torno al poder del agua, se celebrará del 2 al 4 de abril en la Antigua Escuela de Comercio para abordar las formas de captar, almacenar y emplear el agua como energía que se han ido utilizado desde los tiempos en los que se empleó el aljibe descubierto en la Fábrica de Tabacos de Cimavilla.

También se celebrarán las II Jornadas de Arqueología de Gijón en junio, septiembre y octubre con diversas conferencias, visitas e itinerarios para contextualizar los vestigios de la ciudad en la conquista del noroeste peninsular por parte del Imperio Romano.

En Semana Santa, además, se celebrarán conciertos en las Termas Romanas del 18 al 20 de abril y visitas guiadas en los tres museos, así como talleres infantiles de escritura y juegos romanos en la Campa Torres.

Comentarios

Gijón presume de su pasado romano