El rorcual de El Musel fue tratado «como un residuo más» sin tomar muestras

El cetáceo, de seis toneladas, fue enterrado en instalaciones de Cogersa. El Cepesma lamenta el «mutismo» de la Consejería de Medio Ambiente y la ausencia de un «protocolo claro»

El cetáceo, en la zona de la ampliación de El Musel
El cetáceo, en la zona de la ampliación de El Musel

Gijón

El rorcual de unos diez metros y seis toneladas que fue descubierto este viernes en la zona de el Puerto de El Musel, en Gijón, fue tratado «como un residuo más» en las instalaciones del Consorcio para la Gestión de los Residuos Sólidos de Asturias (Cogersa), adonde se lo trasladó en camión y fue sepultado bajo tierra después de ser retirado de las aguas portuarias por una grúa. Así lo han confirmado a Europa Press fuentes del consorcio en relación al procedimiento ante el hallazgo de animales varados, La Consejería de Infraestructuras, Ordenación del Territorio y Medio Ambiente del Gobierno asturiano, de la que depende el protocolo ante el hallazgo de animales varados en la costa, no ha informado acerca del episodio ni de si se han recogido muestras del animal antes de enterrarlo, según informa Europa Press.

La atención de ese tipo de animales correspondía antes a Coordinadora para el Estudio y Protección de las Especies Marinas (Cepesma) en virtud de un convenio con el Principado suscrito en 2002 pero que fue roto en el año 2016. Desde entonces se ocupa el Principado. El aún presidente de Cepesma, Luis Laria, ha lamentado que no haya más información sobre este tipo de episodios, entre otros motivos «por transparencia» y por la «sensibilización de la sociedad». Laria critica el «mutismo» y no entiende que Asturias carezca aún de un protocolo claro para la localización de animales en las costas asturianas.

Comentarios

El rorcual de El Musel fue tratado «como un residuo más» sin tomar muestras