La inesperada reacción de Risto Mejide al ver a Ramil en «Factor X»

C. Aldegunde REDACCIÓN / LA VOZ

INFORMACIÓN

El cantante aresano protagonizó en sus propias carnes una de las anécdotas del último programa de Telecinco

27 abr 2018 . Actualizado a las 08:23 h.

El cantante aresano Ramil es todo un experto en lo que se refiere a probar suerte en los programas de televisión. Tuvo la mala fortuna de participar en la última edición de Operación Triunfo en Telecinco. Fue expulsado en cuarto lugar en un programa que Mediaset decició cancelar cuando aún quedaban diez concursantes en la academia por sus discretos datos de audiencia. Pese a todo, Ramil nunca se ha rendido y ha intentado probar suerte en otros programas. Concursó en La batalla de los coros y en Tú sí que vales, y sigue viviendo de la música. Así es su carta de presentación en Factor X, programa al que llega con 33 años. «He dormido fatal, me he despertado cada rato, con miedo a quedarme dormido, a no llegar. Bueno me voy a arreglar, me voy a preparar y allá vamos», confesaba nervios a la cámara. «He trabajado de camarero, de drag queen,... llevo ya catorce o quince años dedicándome solamente a cantar», aseguraba. Y contaba una anécdota que se ha repetido en varias ocasiones: «Estás hablando con alguien y te dicen, entonces '¿tú cantas? ¿y te da para comer?' No se me ves hijo que sí que me da para comer», narra bromeando. A Factor X llega de la mano de una alumna suya, a la que da clases de canto. «Ojalá entrase ella porque eso sería que he hecho bien mi trabajo», explica.

Con el paso de los años, Ramil ha madurado y ha ido ganando experiencia musical pero mantiene intacta su pasión por la música, y se presenta a Factor X para buscar una nueva oportunidad. «Lo que yo espero de Factor X es algo bastante sencillo, encontrar a alguien que crea en lo que hago como yo lo hago, que me financie un disco o llegar a tener suficiente dinero para hacerlo yo», asegura.

Antes de pasar al plató donde le esperaban Laura Pausini, Francisco Montesinos, Xavi Martínez y Risto Mejide, Ramil se encuentra con Jesús Vázquez. «Mi madre no sabe que estoy aquí», le asegura al presentador ferrolano, al que le lleva una foto de él junto a su madre en los años 90 cuando trabajaba en una televisión local de Ferrol. Ramil explica que a sus padres no les ha contado nada, que se lo contará después. «He venido con una alumna mía y con su madre, que mi alumna está audicionando también. Además de alumna, yo me siento como su hermano mayor», explica.