La tremenda bronca en directo entre Jorge Javier Vázquez y Belén Esteban

El presentador terminó abandonando «Sábado Deluxe» y la de San Blas llorando ¿El motivo? La crisis del coronavirus


Redacción / La Voz

La pasada noche tenía lugar el último Belenazo. Léase para los no instruidos en el mundo de Sálvame y Telecinco, una entrevista a Belén Esteban, generalmente en su vuelta a la televisión tras un período alejada de ella. Sea por tratarse de sus adicciones, o por la vuelta de sus vacaciones de verano. La de anoche era distinta, como todo en estos tiempos de pandemia. Y es que Belén Esteban regresaba a Sálvame tras más de tres meses confinada en su casa por su condición de diabética. La entrevista transcurría con normalidad, repasando por ejemplo que su marido había decidido abandonar el hogar familiar por temor a contagiarla, debido a su trabajo como conductor de ambulancias, y recordando la sección que protagonizó durante este tiempo en Sálvame, donde elaboraba distintas recetas y que grababa en su cocina con la ayuda de su hija.

Sábado Deluxe retransmitió en directo la llegada de Belén Esteban a los estudios de Mediaset. Vestida, maquillada y peinada en su casa, Belén Esteban se bajó con mascarilla del coche que la traía, en el que el chófer también la llevaba. Allí la esperaba una compañera del programa, para higienizar las manos y tomarle la temperatura. Todo con la música de fondo de Volver, interpretada por Estrella Morente.

Pero de repente todo se torció. Belén Esteban se metió en un terreno farragoso, de esos que se evitan sacar en la mesa en Nochebuena, para no terminar la noche como el rosario de la Aurora: la política. Pues imagínense ya la política en tiempos de coronavirus... Por todos es sabido la sinceridad de Belén Esteban y que en numerosas ocasiones se ha mostrado contraria al Gobierno de socialista, aunque también ha criticado a otros partidos cuando lo ha considerado necesario. «Ha habido una mala gestión», aseguraba. «El sistema sanitario lo ha pasado muy mal y el Gobierno no ha estado a la altura. No ha habido medios», aseguraba. «Que un sanitario tenga que pagar por unas pruebas me parece vergonzoso. No ha habido mascarillas, ni trajes, ni batas… Tengo una amiga en Andalucía que, después de veinte días con la misma bata, se la tuvo que romper para que le dieran otra», comentaba.

«Me siento avergonzada de todos los políticos de este país, que veía como se peleaban en el congreso de los diputados, se me caía la cara de vergüenza. Para una vez que tenía que estar unidos… ¡Basta ya!», añadía. «Mi amigas han cobrado el ERTE hace tres días cuando la hipoteca le viene todos los meses, ¿qué familia vive con 400 euros? Ha sido de vergüenza. He visto un patio de colegio, no habéis sido capaces, ninguno. Yo vengo aquí sin cobrar, ¿cuántos políticos han renunciado a sus dietas o sueldo vitalicio? El presidente francés ha renunciado, ¿ustedes siguen cobrando?», proseguía.

«Muy bien el premio a los sanitarios, ¿quién lo va a recoger, Fernando Simón? Lo que tenía que haber es menos recortes, ya los que habéis contratados personal extra, haberlos dejado. Porque han pasado miedo. Mi pareja tenía un piso pero ¿cuántos se han ido a un hotel o a parte de su familia? Tengo amigos en tratamiento psicológico. ¿Por qué no se le hacía la prueba, por si lo tenía?», se preguntaba.

«Yo estoy encantado de que al frente de todo esto haya estado Fernando Simón, al que por cierto colocó el PP. Me parece que deberíamos dejar en manos de los que saben de esta historia que nos expliquen las cosas porque aquí todos somos expertos en coronavirus», apostillaba Jorge Javier Vázquez, antes de dar paso a la publicidad. A su vuelta el presentador, con el tono irónico que le caracteriza en numerosas ocasiones se dirigía a Belén Esteban diciéndole: «¿Te has dado cuenta que has dejado de ser la princesa del pueblo para ser una cayetana? Vamos a hablar de lo que sabemos», decía. «Deberías hacerte epidemióloga. (...) ¿Por qué no hablamos de lo que sabemos», le dijo de nuevo

«No vengo abanderada de nada ni de nadie, aquí no es palabra de Dios, vengo a hablar de lo que yo he vivido, de mis amigas que tienen que ir en metro», respondía Belén Esteban. Y este comentario hizo estallar a la estrella de Telecinco, que ha seguido durante toda la crisis del coronavirus presentando programas como Supervivientes, Sálvame y La última cena

«Estoy hasta el mismísimo que me digas que tienes familia que lo está pasando mal, yo también tengo familia que lo está pasando igual de mal que la tuya, no me pongas en la misma mierda. Estoy del discurso de mis amigas que viajan en metro… ¿y mis hermanas dónde coño crees que trabajan?», comenzaba muy enfadado.

Belén Esteban seguía en sus trece, comentando que ella comentaba cómo lo habían vivido familiares y amigos cercanos. Pero el cabreo de Jorge Javier Vázquez era tal que terminó abandonando el plató. «No voy a consentir que me des lecciones de nada, ¿te ha quedado claro? Si no, me voy y no continúo tu entrevista. No me apetece preguntarte nada más», le espetaba, dejando a Lydia Lozano al frente de la entrevista y a Belén Esteban sollozando en la silla

El enfrentamiento no terminó ahí, ya que Jorge Javier Vázquez entró de nuevo en el plató gritando: «Ya está bien por favor, tú no lo has vivido de manera única. Hay gente que ha sufrido mucho más que tú y por eso, por respeto, me estoy callando. ¿Te ha quedado claro? Aquí lo hemos pasado todos muy mal, no me gusta que haya gradación». En ese momento Belén Esteban rompía a llorar.

Los colaboradores presenciaron la escena atónitos, intentando incluso poner paz entre los dos. «Hay un montón de temas», decía Lydia Lozano, que finalmente se quedó como presentadora y recondujo como pudo la entrevista. Un poco más calmada, Belén Esteban anunció su intención de casarse por la iglesia en una boda mucho más íntima que la de hace un año con su marido Miguel, e insistió en sus deseos de ser madre de nuevo.

Cuando se terminó Belén Esteban se marchó diciendo, ya con la mascarilla, que no era seguro que volviese el próximo martes a su puesto de trabajo en Sálvame. Tras su salida, entró Jorge Javier Vázquez para seguir con es resto de contenidos del programa.

La bronca enseguida tuvo gran repercusión en las redes sociales, ocupando los primeros puestos de trending topic en Twitter y numerosos usuarios reaccionaron para ponerse del lado de uno de los dos, como el caso de la periodista Pilar Eyre. «Yo siempre voy a estar al lado de mi amigo Jorge... conozco sus circunstancias familiares (a él no le gusta hablar de ello) y tiene todo el derecho a enfadarse. Y creo que Belén, que me cae muy bien, por cierto,ha tenido casi media hora para explicarse, que en tv es mucho tiempo», publicaba. 

Jorge Javier Vázquez ha mostrado su apoyo públicamente en los últimos tiempos a algunos miembros del Gobierno, como el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, como ha dejado claro en su blog de la revista Lecturas. «En toda esta historia en la que está inmerso, yo voy con él. Seguro que habrá metido la pata en algo, pero después de ver quiénes lo ponen a caer de un burro no puedo más que mostrarle todo mi apoyo. Porque los otros son, sencillamente, horrendos. Infames. Ineptos. Faltones. Maleducados. Tramposos. Manipuladores», escribía, dejando claro que solo había coincidido dos veces con él y en una ni había hablado. 

Pero también ha mostrado su opinión sobre otros miembros de la oposición, como es el caso de la presidente de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz-Ayuso. «¿Se puede saber qué delito hemos cometido los madrileños para merecer semejante castigo?», se pregunta. 

Comentarios

La tremenda bronca en directo entre Jorge Javier Vázquez y Belén Esteban