Los expertos analizan «La isla de las tentaciones»: sirena y sexo para una audiencia meteórica

INFORMACIÓN

La luz de la tentación es la gran novedad de una edición en la que la filtración de vídeos sensibles y la irrupción del sucesor de Rosito prometen. Una sexóloga, una consultoría de audiencias y un abogado analizan el programa

05 feb 2021 . Actualizado a las 17:49 h.

Sí, hay más imágenes para ti. El edredoning de Gran Hermano es historia. Las camisetas del peluche Rosito pronto darán paso a las de Horus, el perro de carne y hueso más querido de España. Y todo mientras el fuego de las hogueras arde más avivado que nunca gracias a esa sirena que no para de sonar, advirtiendo escandalosamente y a tiempo real de las infidelidades de la otra villa. Acaba de arrancar la tercera edición de La isla de las tentaciones y Mediaset ha vuelto a conseguir que las dos anteriores parezcan ensayos menores.

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico.

Los datos de audiencia del programa le dan la razón. El espacio figura tres veces en el ránking de las 50 emisiones más vistas del pasado 2020 con cuotas de pantalla del 30 % y una audiencia media que llegó a rozar los cuatro millones de espectadores. Los datos, extraídos del estudio realizado por Barlovento Comunicación, la consultoría que trabaja los resultados de Kantar Media (la empresa encargada de realizar las mediciones de audiencia a nivel nacional), no dejan lugar a dudas.

La primera de las veces que aparece La isla de las tentaciones en el citado podio lo hace en el puesto 17, tan solo por detrás de la emisión de las campanadas de TVE, varias galas de fin de año, los partidos de fútbol que enfrentaron a España con Alemania en la UEFA y al Athletic de Bilbao con el Barça en la Copa del Rey, otra de informativos en plena declaración del estado de alarma y varias de Supervivientes, el auténtico programa estrella del año pasado en lo que a espectadores se refiere (y de mayor duración y tradición que La isla).