Oviedo necesitaría 40 agentes más para implantar la policía de proximidad

El concejal de Seguridad Ciudadana critica al delegado de Gobierno por «intentar inducir al engaño». Sostiene que la ley impide la contratación de más policías locales

Policía Local de Oviedo
Policía Local de Oviedo

Redacción

Cruce de reproches entre la Delegación del Gobierno de Asturias y el Ayuntamiento de Oviedo. El último robo en una sucursal bancaria en Colloto ha agotado la paciencia de los vecinos de la localidad, que exigen soluciones. Para calmarles, Mariano Marín, delegado del Gobierno, ha propuesto la recuperación de la policía de proximidad (también llamada policía de barrio) como solución, pero el tripartito -Somos, PSOE e IU) argumenta que esa no es una opción real y pide a Marín que sea claro  y «no intente inducir al engaño». La ley no permite ampliar la plantilla de la Policía Local, porque lo que, según el equipo de Gobierno municipal, es imposible contratar a los 40 agentes que harían falta para recuperar el servicio.

Ricardo Fernández, concejal de Seguridad Ciudadana, deja claro que todas las partes están de acuerdo «en el fondo» de la necesidad de recuperar la policía de proximidad, pero asegura que, en las condiciones actuales, eso es imposible. La ley estatal establece una tasa de reposición en la contratación de trabajadores públicos, motivo por el que tripartito no tiene margen de maniobra para ampliar la plantilla. En poco más de dos años han contratado a 23 nuevos agentes, pero para prestar ese servicio harían falta otros 40.

El edil explica que «las competencias de seguridad ciudadana en una ciudad como Oviedo, con arreglo a la legislación, corresponden a la Policía Nacional, y no sé si van a plantear algo o no». Lo que sí que tiene claro Fernández es que si la Delegación de Gobierno se lo plantea con la Policía Local es «inducir a engaño». El concejal analiza la situación actual y recuerda que «la plantilla que tiene Oviedo es de 280 agentes. Necesitaríamos incorporar a más de 40 para recuperar esa policía de proximidad, pero ahora exclusivamente podemos recuperar la plantilla que tenemos. La tasa de reposición nos limita y no podemos convocar esas 40 plazas».

Por eso, pide a Marín que sea claro. «Si hay previstos cambios normativos que permitan crecer las plantillas de seguridad, que digan cuándo será y cuántos podremos incorporar», pide Fernández, quien añade que «la seguridad es algo más serio y no me gusta entrar en este tipo de juegos con temas tan sensibles. Seamos serios y contemos a la gente lo que hay». 

Quejas de la Policía Local

Otras de las quejas de Fernández ha sido la supuesta falta de cooperación entre cuerpos. Fernández defiende el papel de los agentes nacionales pero critica «el ámbito político». Según asegura, algunos agentes locales se quejan de que la información no llega a tiempo y que tienen problemas para identificar a las personas que retienen porque no tiene acceso directo a bases de datos. También denuncian dificultades con el anterior delegado del Gobierno para obtener autorizaciones para incoporporar agentes de paisano. Por todo ello, pide «que no nos entre la excitación electoral con el tema de la policía de proximidad. Tenemos que contar la verdad».

Serenos

El tripartito también trabaja en la incorporación de un cuerpo de serenos, aunque eso no tiene nada que ver con la seguridad ciudadana. «El servicio de serenos no es de seguridad, no tiene nada que ver», asevera Fernández. «Se trata de una iniciativa de empleo, distinta, pero aquí en cuanto a seguridad ciudadana la competencia la tiene la Policía Nacional. La Policía Local tiene la competencia auxiliar, le corresponde colaborar y cooperar», concluye.

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

Oviedo necesitaría 40 agentes más para implantar la policía de proximidad