El silencio del Principado crispa a los padres de Las Campas

El AMPA denuncia que, a dos semanas para el inicio del curso, ni Educación ni la dirección del centro les ha informado de sus planes para el comedor

Colegio de las Campas de Oviedo
Colegio de las Campas de Oviedo

Redacción

Quedan dos semanas para el inicio del curso y ni la Consejería de Educación ni la dirección del centro se han puesto en contacto con la AMPA del colegio Juan Rodríguez Muñiz de Las Campas de Oviedo para explicarles sus planes para el comedor. El Ayuntamiento de Oviedo sí les ha informado de la intención del ejecutivo autonómico de «ceder» el servicio a la administración municipal, pero a partir de ahí son todo dudas. El silencio crispa a los padres, ya que no saben cómo actuar ante el inminente comienzo de las clases.

Según explican desde la AMPA, Educación no ofrece el servicio de comedor ni en junio ni en septiembre, una medida que viene de la época de la EGB, «cuando en esos meses no había clases por la tarde y los alumnos se iban a comer a casa». Esta situación llevó a los padres a buscar una alternativa y, hasta ahora, contrataban a una empresa durante ese tiempo para que prestara el servicio. Lo contratan ellos, lo publicitan y se encargan de cobrarlo, una tarea «tediosa y desinteresada que hacemos encantados en beneficio de la alimentación de nuestros hijos y de la conciliación laboral de las familias».

El problema es que saben que la consejería quiere ceder el servicio al ayuntamiento, pero no saben nada más. Ni fechas ni modelo de gestión. Por ello, temen que este año no puedan seguir ofreciendo esa opción desde el inicio del curso. «Estamos pendientes de la decisión final sobre nuestro comedor, pero no nos han informado de nada. Nosotros seguimos organizando todo pero nos gustaría saber algo definitivo. La empresa necesita saber si puede contratar personal, suministros... y los padres necesitan saber si cuentan con él, algunos ya han pagado y muchos están inscritos desde junio», sostienen.

A pesar del silencio de la administración, se muestran confiados en poder repetir las actuaciones de años anteriores. «Insistimos, nosotros seguimos con los preparativos, no cabe en nuestras cabezas la posibilidad de que no se organice, pero es una situación incómoda el no saber nada seguro», aseveran.

El mantenimiento de la cocina

Las padres de Las Campas -los de La Corredoria están en la misma situación- se han enterado de la nueva situación por el Ayuntamiento de Oviedo. La concejala de Educación, Mercedes González, se reunió con ellos para explicarles la intención del Principado de «cederles» la gestión del comedor. El principal problema es que son dos centros con cocina propia y las AMPAS temen que con la nueva situación esta se desmantele para contratatar un catering. En su opinión, esto se traduciría en una pérdida de calidad en la alimentación de los niños.

El ayuntamiento les ha transmitido su voluntad de hacerse cargo de la gestión y de mantener el servicio de cocina, pero advierte de que los trámites legales les impiden llegar a tiempo para el comienzo de curso. El mecanismo que quiere implantar el tripartito es el mismo que ya utiliza en las escuelas infantiles. Por un lado la contratación del comedor y los trabajadores de la cocina, y por el otro el personal que atiende a los menores en los colegios.

La decisión no es firme y Educación baraja la posibilidad de aplicar los cambios en enero o el año que viene. Esta falta de concreción es la que disgusta a la AMPA, que exige que se aclare la situación.

Valora este artículo

0 votos
Tags
Comentarios

El silencio del Principado crispa a los padres de Las Campas