Fin al limbo legal: ya se pueden regularizar los pisos turísticos en Oviedo

Los dueños de las viviendas legalizan su situación con el Principado, ya que el ayuntamiento no puede conceder ni denegar licencias al sentenciar el TSJA que se trata de un uso residencial y no de una actividad hotelera


Oviedo

La decisión judicial del pasado mes de noviembre puso fin al limbo legal en el que se encontraban los propietarios de pisos turísticos en Oviedo. El Tribunal Superior de Justicia de Asturias (TSJA) desestimó íntegramente el recurso de apelación formulado por el ayuntamiento en cuatro casos contra las sentencias dictadas por el contencioso administrativo. Esa sentencia validó un elemento clave, ya que el juez dictaminó que este tipo de viviendas tienen un uso residencial y no hotelero -como defendía Urbanismo-. Con esta apreciación, todo cambia, ya que el consistorio, al no tratarse de una actividad, no puede conceder ni denegar licencias. De esta forma, los dueños pueden saltarse este trámite, presentar el resto de documentación que exige el Principado y regularizar la situación con el ejecutivo autonómico.

La situación en Oviedo estaba bloqueada. Por un lado, el Principado exigía la licencia de actividad -que tenía que conceder el ayuntamiento- para legalizar el inmueble. El problema era que el Plan General de Ordenación (PGO) no permitía abrir nuevos alojamientos de este tipo si no estaban situados en un bajo, entresuelo o en un primero al asegurar que era una actividad hotelera. Este argumento era el utilizado por el tripartito -Somos, PSOE e IU- para no conceder nuevos permisos.

Los propietarios no estaban conformes con la interpretación municipal y decidieron acudir a los tribunales. Todos les fueron dando la razón, hasta que se agotó esa vía en el TSJA. La especificación del tribunal supuso un giro radical, ya que ese uso residencial provoca que los dueños puedan saltarse el trámite de licencia y presentar el resto de documentación que exige el Principado. De esta forma, cumplen la ley.

El ayuntamiento toma medidas

Una vez aclarada la vía judicial, el equipo de Gobierno trabaja para regular la situación. Ignacio del Páramo, concejal de Urbanismo, quiere evitar que en Oviedo los alquileres turísticos se conviertan en un problema, como ocurre en otras ciudades. Por eso, ha anunciado que revisarán el Plan Especial de Ordenación del Casco Histórico. «No queremos que el centro sea un parque temático de turistas», y cita problemas que han sufrido en otras localidades, tales como la gentrificación o que afloren las «infraviviendas».

Los redactores del plan son los que tendrán que recoger las medidas para poner freno a esa actividad, pero Urbanismo cita algunas posibilidades. Una de ellas es limitar el porcentaje de inmuebles por escalera destinados a alquileres turísticos. «En cada zona se fijaría un número de viviendas máximo por núcleo de escaleras en función de lo que determinen los estudios», detalla el edil. 

La otra opción sería regularizar lo que ya se venía haciendo, que solo pueda haber viviendas turísticas en la planta primera, en la entreplanta o en la planta baja, apunta Del Páramo.

Además, en el nuevo Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) también se analizará la situación en el resto de la ciudad. El concejal reconoce que alguna zonas, sometidas a menos presión, las exigencias para conceder este tipo de licencias pueden ser más laxas.

Cambios a nivel autonómico

Fernández Del Páramo considera que ese problema no es exclusivo de Oviedo, por lo que pide al Principado que impulse una normativa más exigente antes de que comiencen los problemas. «Ellos son los que tienen que controlar de forma específica estas actividades, y es complicado», señala el edil, quien añade que el ejecutivo autonómico «debe pensar, como ya han hecho en otras comunidades, en ser más estricto». «De lo contrario, surgirán problemas en las zonas de presión turística», concluye el concejal.

Valora este artículo

1 votos
Comentarios

Fin al limbo legal: ya se pueden regularizar los pisos turísticos en Oviedo