«Para recuperar Oviedo va a ser fundamental la colaboración municipal con la iniciativa privada»

Ignacio Cuesta, candidato de Ciudadanos a la alcaldía de Oviedo, explica sus planes para «recuperar la vitalidad de la ciudad»

Ignacio Cuesta, candidato de Ciudadanos a la alcaldía de Oviedo
Ignacio Cuesta, candidato de Ciudadanos a la alcaldía de Oviedo

Oviedo

Ignacio Cuesta ha decidido dar el paso a la política seducido por el proyecto de Ciudadanos. El que fuera decano del Colegio de Abogados de Oviedo considera que la capital de Asturias está «paralizada» y, por ello, quiere que recupere su vitalidad. Para ello, adelanta que la colaboración con la iniciativa privada será fundamental. Cuesta se define políticamente como una persona «moderada, dialogante, de progreso y liberal» y aunque en su día fue afiliado del PSOE, sostiene que en la actualidad no queda nada de aquel partido con el que sintonizaba. El presente y el futuro es Ciudadanos, asegura.

- ¿Cómo le han convencido para dar el salto a la política?

- Por dos razones. La primera porque me lo propone un partido con el que tengo una gran sintonía desde el punto de vista político. Comparto sus valores: moderado, de centro, de progreso y un partido con una propuesta liberal. En segundo lugar porque quiero mucho a esta ciudad y me duele ver el estado en el que se encuentra. Una ciudad paralizada, con falta de actividad que se extiende a todos los sectores: comercio, hostelería, turismo y no tiene un proyecto claro de futuro.

- ¿Cómo se define Ignacio Cuesta políticamente?

- Una persona moderada, básicamente dialogante que trata de encontrar consensos entre posturas contrapuestas. Una persona de progreso, que mira hacia el futuro y no hacia el pasado y una persona liberal. Al mismo tiempo, en mi trayectoria pública como decano el Colegio de Abogados, tengo una experiencia en la gestión que quiero trasladar a Oviedo.

«La gestión de este gobierno ha sido mala. Sin paliativos»

- Se presenta a la alcaldía después de cuatro años de tripartito. ¿Qué valoración hace de esa legislatura?

- Los problemas de Oviedo no son atribuibles al tripartito en exclusiva. La situación viene de más atrás, pero la gestión de este gobierno ha sido mala. Sin paliativos. Presupuestos presentados siempre fuera de plazo, inversiones sin ejecutar, grandes proyectos que se anuncian y no se concretan y una evidente disfunción a la hora de actuar que provoca permanentes desencuentros entre los socios de gobierno. Es difícil recordar un solo aspecto que se haya puesto en marcha que no haya generado desencuentros notables entre los miembros del equipo de gobierno. Eso sin contar con la judicialización que ha supuesto hacer las cosas mal.

- ¿Y del papel de Ciudadanos en la oposición?

- Tiene que ser muy positiva. Teniendo en cuenta que es un grupo de solo dos concejales, han denunciado actuaciones del equipo de gobierno que no tenían sentido y han hecho una oposición constructiva. Han planteado muchas propuestas, algunas rechazadas por el tripartito y después asumidas como propias. Por ejemplo, la tarjeta ciudadana o los usos provisionales del barrio del Cristo. Creo que ha sido una oposición constructiva, en positivo, y creo que los ciudadanos lo valorarán así.

- ¿Ha mejorado en algo Oviedo con ese pacto de izquierdas?

- La verdad es que no es sencillo encontrar algo porque han sido muchos anuncios de proyectos sin concreción práctica en ningún caso. La última noticia que hemos escuchado es la adquisición de la Fábrica de Gas. Si se concreta sería positivo, pero teniendo en cuenta los antecedentes no hay motivos para ser demasiado optimistas.

- ¿Con qué objetivos se presenta Ciudadanos a las municipales de mayo?

- Para poner Oviedo a funcionar. Básicamente, queremos que Oviedo recupere su ilusión y el empuje. Esa es la prioridad. El principal problema de Oviedo es la parálisis, la falta de actividad, además de otros como la movilidad y el tráfico en determinadas partes de la ciudad. Existe una situación generalizada de deterioro, de abandono de calles, edificios y equipamientos públicos. Queremos revertir esto por completo. El ayuntamiento constituye hoy en día un obstáculo para cualquier proyecto y queremos cambiar eso. Queremos pasar de ser un obstáculo a ser facilitador. Hay mucha gente con proyectos interesantes que no los plantea en Oviedo porque no hay empatía. Va a ser fundamental la colaboración con la iniciativa privada y queremos facilitar esos proyectos. Queremos un Oviedo que vuelva a vibrar, con eventos permanentes y que recupere ese pulso que perdió hace ya muchos años.

«Pretendemos liderar el cambio, que es indispensable en esta ciudad»

-Ahora tiene dos concejales. ¿Con qué número se conformaría?

- Es aventurado ahora hablar de número pero lo que pretendemos es liderar el cambio indispensable en esta ciudad. Tenemos el mejor proyecto y un equipo de profesionales entusiastas y expertos en sus ámbitos de actuación para llevarlo a cabo. Tenemos vocación de ganar las elecciones y liderar el cambio imprescindible que necesita Oviedo.

«Pasamos de un PSOE de Bono o Vázquez a uno de Adriana Lastra. Evidentemente, no me reconozco en ese partido»

- Usted había sido afiliado al PSOE y ahora ha pasado a Ciudadanos, ¿a qué se debe ese cambio?

- Es verdad que estuve dentro del PSOE, aunque nunca participé en la vida orgánica del partido, ni mínimamente. Pero ese PSOE en el que yo creía, de centro, de progreso, de sentido común, ha desaparecido por completo. Se ha escorado a posiciones cercanas a independentistas y populistas y no me reconozco. Además, cuando yo me afilié al PSOE no había un partido de centro y de progreso como hoy representa Ciudadanos. Pasamos de un PSOE de Bono o Vázquez a uno de Adriana Lastra. Evidentemente, no me reconozco en ese partido, aunque mi evolución ideológica no ha sido excesiva porque siempre me he considerado una persona de centro y de progreso.

- Albert Rivera ha dicho que no pactará con el PSOE. ¿Usted también cierra las puertas a ese posible pacto?

- Nosotros estamos dispuestos a pactar con cualquier partido que asuma el proyecto de cambio que Ciudadanos propone para Oviedo. No imponemos vetos previos pero será difícil pactar con los que hayan contribuido a generar el estado en el que se encuentra la ciudad en estos momentos.

- Las mayorías absolutas parecen propias de otro tiempo. ¿Quién sería su socio preferente para formar gobierno?

- Cualquiera que asuma las propuestas que planteamos. Mirar hacia el futuro y no hacia el pasado y conseguir que Oviedo recupere la vitalidad que tuvo en el pasado y va a volver a tener en el futuro. Si por algo se ha caracterizado Ciudadanos, y yo durante mi trayectoria profesional, es por llegar a acuerdos y generar consensos.

- Los partidos de izquierda quieren propagar la idea de que los tres partidos de la derecha son lo mismo. ¿En qué se diferencia Ciudadanos del PP?

- El PP es un partido que ha gobernado y tiene hipotecas, Ciudadanos no. El PP ha contribuido a la situación en la que se encuentra Oviedo y no hay que mirar muy lejos. Hay un montón de obras que se hicieron en su momento y son un lastre para la ciudad. Me da la impresión de que el proyecto del PP mira mucho más al pasado y el nuestro mira ineludiblemente al futuro.

- ¿Y de Vox?

- No sabemos su programa para Oviedo, por tanto manifestarnos sobre lo que pretende es un ejercicio prácticamente imposible porque no sabemos lo que quieren para la ciudad.

«Queremos ser un ayuntamiento en el que el que entre con un problema salga con una solución»

- ¿Cuáles serían las prioridades de Ciudadanos si llegase a entrar en el ayuntamiento?

- Conseguir revertir la posición actual del ayuntamiento. Pasar de ser un obstáculo a ser facilitador. Pretendemos ser un ayuntamiento en el que el que entre con un problema salga con una solución. Ese es un compromiso fundamental de Ciudadanos. Hay otras actuaciones, como la colaboración con la iniciativa privada. Ya hemos trasladado propuestas a la Cámara de Comercio. Sabemos que el área de licencias es un gran problema. Las licencias colaborativas son un asesoramiento previo y nosotros queremos ir más allá con encomiendas de gestión.

- Luis Pacho será el número dos de Ciudadanos. ¿Quién más irá en su lista?

- Ya están confirmados nombres como Luis Pacho, Javier Urlé, Yolanda Vidal, Javier Calzadilla, Alfonso Pereira y José Luis Costillas, que formarán parte de la lista. Esa lista no está cerrada desde el punto vista orgánico, por tanto no aventuremos orden ni composición definitiva. Todos son jóvenes profesionales que vienen de la sociedad civil y conocen cómo se mueven las cosas en la sociedad. Al igual que yo, quieren dar un paso adelante por el amor a su ciudad y que además son, y es importante, expertos en sus ámbitos de actuación. Me parece fundamental que conozcan el sector en el que van a gobernar. Además, no son profesionales de la política y su designación no depende de equilibrios internos como en los viejos partidos.

- ¿Repetirá Luis Zaragoza?

- No es una cuestión definitiva. Es un importante afiliado del partido y tendrá una participación activa en el proyecto. No sé ni el lugar ni en qué posición.

- ¿Qué debe hacerse en La Vega?

- La Vega es una actuación estratégica que marcará el futuro de Oviedo. Pretendemos que se concluya de manera diligente la negociación con Defensa porque eso evitaría una judicialización que retrasaría todo el proyecto. Creemos que debe ser un polo de atracción económica para Oviedo. Un lugar en el que empresas de alto valor añadido se instalen. Tenemos que crear empleo en Oviedo, es fundamental porque eso contribuirá a dinamizar el resto de la actividad y creemos que puede ser el lugar indicado para ello. Un ejemplo es la Milla de Conocimiento de Gijón, con 4.000 empleos directos. Oviedo tiene todo el potencial para atraer inversiones importantes que generen ese empleo.

Además, pueden plantearse otros usos, aunque no está definido. Por ejemplo, un recinto ferial. No debe estar concebido para competir con Gijón, pero Oviedo carece de un recinto para acoger eventos de gran magnitud. Un ejemplo es la Cometcon. Es evidente que el lugar adecuado no es el Palacio de Exposiciones y Congresos porque no tiene las dimensiones, ni la capacidad ni la estructura para acogerlo. Podría plantearse un uso de este tipo.

- ¿Y en la Fábrica de Gas?

- Son tantos anuncios del tripartito que se han quedado en nada… Me acuerdo del plan integral del Naranco, del que no volvimos a saber nada. Y esto no está firmado todavía. Nos parece que el planteamiento de convertir la Fábrica de Gas en un espacio dedicado a la cultura no es mala. Es necesario en Oviedo y creemos que serviría para dinamizar una zona degrada como es el Antiguo. En la concepción inicial de la fábrica, cuando iba a ser de EDP y solo una parte municipal, teníamos el proyecto de crear allí los locales de ensayo de las orquestas y bandas de la ciudad. Por ejemplo, Oviedo Filarmonía ensaya en unas condiciones deplorables para una orquesta de nivel. Ahora la situación ha cambiado, pero seguimos pensando que deben trasladarse allí porque las orquestas y los coros necesitan imperiosamente un lugar para ensayar.

- ¿Qué futuro le espera a la plaza de toros?

- Debe formar parte de una actuación integral en el Cristo. El único que ha propuesto esto hemos sido nosotros. Queremos crear allí un campus universitario de primer nivel, casi una ciudad universitaria. No solo edificios para estudiar, también residencias, espacios de ocio, restauración… que den vida a un barrio que quedó herido de muerte con el traslado del hospital y la intención del Principado de especular  en cuanto hubiera un repunte inmobiliario.

La plaza de toros necesita recuperarse. Parece que a raíz de las propuestas de Ciudadanos el resto de grupos han pensado en la plaza. Consideramos que debe ser un espacio multiusos. Hay que restaurarla con urgencia para que pueda acoger desde exposiciones a conciertos de un nivel de hasta 6.000 personas. Esto lo tienen muchas ciudades de nuestra dimensión.

- ¿Recuperaría las corridas de toros en Oviedo?

-Eso en la ciudad de Oviedo no tiene sentido. No hay demanda para ello y yo creo que no.

«No se puede presentar un proyecto para Santuyano que triplica el presupuesto de las bases»

- ¿Qué propone para el Bulevar de Santuyano?

- Creemos que hay que actuar en el entorno. Nos parece elogioso cómo ha surgido todo, con la iniciativa ciudadana, pero creemos que después se ha hecho, por parte de Podemos básicamente, un uso partidista de ese proyecto tan ilusionante. No es posible solventar un problema creando cinco más. No se puede presentar un proyecto que triplica el presupuesto de las bases, que no da solución a la iglesia ni a la contaminación y que plantea unas actuaciones como un lago que todos los informes técnicos dicen que no es viable.

Nosotros decimos debe presentarse inexcusablemente un nuevo proyecto que se ajuste a las bases del concurso. Por cierto, el Bulevar es la muestra más vidente de cómo ha funcionado el tripartito. Es imposible que un proyecto de esta envergadura suponga discrepancias evidentes e importantes entre socios. Hay que recuperar el sentido común y un proyecto que es de todos no puede ser un elemento de confrontación entre socios de un mismo equipo de gobierno.

«El Calatrava es una muestra de cómo se hicieron las cosas en los últimos años del PP»

- Por último, está el Calatrava. ¿Qué debe hacerse allí?

- Es una muestra de cómo se hicieron las cosas en los últimos años del PP. Un centro comercial que se ha muerto con los problemas que ello ha supuesto para los empresarios que invirtieron, para los trabajadores, y por extensión para el entorno de la zona del Cristo. Del gobierno municipal no tenemos noticia alguna, no sabemos si se ha reunido con la propiedad, si ha planteado alternativas, si hay proyectos para reabrirlo… el ayuntamiento debe jugar un papel importante. No es un establecimiento más. Es un edificio emblemático que ha costado 20 millones y la implicación municipal debe ser mucho mayor.

Comentarios

«Para recuperar Oviedo va a ser fundamental la colaboración municipal con la iniciativa privada»