«Estoy derrotada, histérica y con un ataque de nervios porque me veo en la calle»

Lide Lasarte

OVIEDO

Los protestantes junto con la familia delante de la Consejería de Servicios y Derechos Sociales
Los protestantes junto con la familia delante de la Consejería de Servicios y Derechos Sociales

La familia de La Tenderina con dos hijos menores que está a punto de ser desahuciada clama por ayuda a las administraciones. La PAH protagoniza una concentración de apoyo

04 jun 2019 . Actualizado a las 18:27 h.

Belén Jiménez Vargas ha admitido estar «derrotada, histérica y con un ataque de nervios» al verse en la calle y ha repetido en varias ocasiones: «Ya no sé lo que hacer». Belén Jiménez es la madre de una familia, con dos hijos menores, que está a punto de ser desahuciada en el barrio de La Tenderina por impagos en el alquiler. «No me dan ninguna alternativa. Solo me diceque siga buscando», ha declarado sobre las opciones que se le plantean por delante. La Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH) de Oviedo ha convocado una concentración de apoyo frente a la Consejería de Servicios y Derechos Sociales, para denunciar la falta de ayuda de las administraciones, tanto del Gobierno del Princopado como del Ayuntamiento de Oviedo. 

Manuel Carrero, miembro de la PAH Oviedo, ha tomado la palabra para denunciar que, sin nadie lo remedia, esta familia va a ser desahuciada el próximo martes, 4 de junio, según ha dictaminado el Juzgado de Primera instancia nº 4 de Oviedo. La única alternativa que hasta ahora les han proporcionado las administraciones públicas es animarles a que busquen una nueva vivienda en el libre mercado. No es lo que dice la consejería. El Principado asegura que se ofreció a los afectados una alternativa habitacional pero que la rechazaron. Por su parte, el TSJA señala que se han seguido todos los protocolos legales exigidos en este tipo de casos. 

La concentración

Belén Jiménez ha relatado la situación crítica que está pasando su familia: «El martes me echan a la calle con mis hijos y no tengo a dónde ir». Se trata de una familia de cinco miembros; una pareja con tres hijos, dos de ellos son menores, dos niñas de 11 y 16 años. Tras varios atrasos en el pago del alquiler, la dueña del piso situado en la Tenderina presentó una demanda de desahucio en el juzgado. Esta familia pidió un mes de margen para buscar una nueva vivienda. sin embargo, lleva ya dos meses buscando y no encuentra nada. En cada piso al que llama le piden como garantía un contrato de trabajo, las últimas nóminas o, incluso, registros de la vida laboral. No puede facilitarlos porque sus únicos ingresos son los 750 euros que proceden del salario social que ella está percibiendo. Ya la han rechazado en más de 16 pisos de alquiler. Han anotado todas las direcciones, números, etc. de las viviendas, con la intención de presentarlas en el juzgado como prueba de su imposibilidad de encontrar un nuevo piso de alquiler. Jiménez ha mencionado también que es imposible vivir en casa de sus padres, ya que no hay lugar para cinco nuevos miembros en un hogar en el que viven ya cuatro personas.