Bélgica despliega solvencia

M.G Reigosa

RUSIA 2018

YURI CORTEZ | AFP

Goleó a Túnez con una exhibición ofensiva de Hazard y Lukaku

23 jun 2018 . Actualizado a las 20:33 h.

El 3-0 ante la débil Panamá habla bien de Bélgica. El 5-2 que le endosó a Túnez, y pudieron ser bastantes más, empiezan a ser palabras mayores, porque el combinado africano venía de competir a un alto nivel en los amistosos previos al Mundial y en el debut frente a Inglaterra. Y será precisamente la tercera jornada, ante el combinado de Southgate, la que ofrezca ya una medida fiable de unos diablos rojos que vienen exhibiendo solvencia.

El conjunto que dirige Roberto Martínez asombra por su dominio de diferentes registros. Si puede lanzar el contragolpe, vuela, sobre todo cuando aparecen Mertens o Eden Hazard, y siempre con Lukaku moviéndose con instinto en el frente de ataque. Si tiene que combinar y masticar, va acumulando pases sin prisa. Si ve la posibilidad de romper líneas con un pase largo, no duda. Y, sin balón, es valiente en la presión.

Todo ese repertorio lo desplegó Bélgica frente a Túnez en un partido que se le puso de cara muy pronto. En el minuto cinco Hazard forzó un penalti que él mismo transformó. Diez más tarde, Mertens interceptó un pase horizontal y sirvió un balón al espacio para que Lukaku finalizase con mucho criterio.