Ni una sola pista antes de la final en Cádiz

El técnico rojiblanco modifica el plan habitual y añade un entreno más a puerta cerrada antes de la final del domingo

Baraja
Baraja

Lanzados pero sin confianzas. Rubén Baraja es consciente: Cádiz es una final. El técnico rojiblanco prepara, al detalle, la visita al Ramón de Carranza. La victoria del Huesca ante el Barça B (2-1) estruja, más aún, la clasificación, con todo por decidir a un sprint final de siete partidos. Los rojiblancos apuran una de las curvas más exigentes del calendario con la doble asistencia a domicilio, primero en Valladolid, de éxito incontestable, y, ahora, en Cádiz.

Un Cádiz en horas bajas

Entiende Baraja que de repetir hazaña, el Sporting se impulsaría antes del último tramo de competición y dejarían casi fuera de combate directo al equipo de Álvaro Cervera. Los andaluces llegan al tramo decisivo en su peor momento; inmersos en una grave crisis de resultados, solo 1 victoria en los últimos 5 partidos, negados ante el gol, y sin margen de error, a 7 puntos del directo y con el Numancia, en fase creciente, metido de por medio. 

Sensación de final

A pesar de la caída cadista, en el seno del vestuario rojiblanco entienden que el del domingo puede ser el partido más duro del final de temporada. La plantilla no olvida el meneo de la ida (0-3), conoce las virtudes de un Cádiz afilado por dos cuchillos que son balas en las bandas (Álvaro y Salvi), y asume que de volver a ganar, ya van ocho consecutivas, el objetivo estaría mucho más cerca. En la misma ola está el técnico, Baraja. El preparador rojiblanco ha bajado la persiana y prepara dos entrenos a puerta cerrada, jueves y viernes, para evitar dar una sola pista de cara al domingo. En ese mismo sentido, parece, que se jugará con la lesión de Santos, pendiente de evolución. El urguayo podría regresar a lo largo de la semana a la actividad grupal, con la idea de participar en Cádiz, aunque, en vista de la importancia del encuentro, no se ofrecerá excesiva información.

Semana de enfrentamientos directos

Los rojiblancos juegan de domingo a las 18:00, en el último turno de la semana. Antes lo harán sus dos principales rivales: Huesca y Rayo. Los oscenses visitan de sábado Tenerife, mientras que el Rayo participa justo antes que el Sporting, de domingo a las 16:00 horas, ante el Barça B en el Mini. Tres partidos claves, todos con objetivos en juego, y que alertan del final de temporada que se viene. 

Valora este artículo

7 votos

Ni una sola pista antes de la final en Cádiz