Así es José Ramón Rodríguez, el «sustituto» de Baraja en el banquillo

La Voz de Asturias dibuja al desconocido segundo técnico del Sporting a la espera de la decisión del Comité de Competición

José Ramón
José Ramón

Hoy martes se conocerá la decisión del Comité de Competición sobre el alcance de la sanción a Rubén Baraja. La acción, que supuso la expulsión inmediata del técnico, es una infracción que le podría acarrear una sanción de varios partidos. Todo queda en manos del Comité y de la interpretación final del acta del colegiado, Prieto Iglesias.

El precedente más cercano y similar está en el pasado 24 de marzo en un Albacete - Cultura. En ese partido, el técnico de la Cultu, Rubén De la Barrera, detuvo un contraataque del equipo local al entrar en el terreno de juego para tocar el balón y frenar así el ataque del equipo rival. El Comité sancionó al preparador leonés con 4 partidos y 3.000 euros. A falta de conocerse la decisión del Comité, lo que es seguro es que Rubén Baraja no se sentará en el banquillo visitante del Heliodoro Rodríguez López de Tenerife. En su lugar estará un hombre de su total confianza: José Ramón Rodríguez. 

La Voz de Asturias dibuja el perfil del hombre que dirigirá el sprint final de competición en el que el Sporting se juega sus opciones de ascenso directo. Todos definen a José, como es reconocido en el vestuario, como un talento precoz, tan solo 29 años, más joven que algunos pesos del equipo.

Tímido, tranquilo, y aficionado al deporte

De tan solo 29 años, cumple 30 en octubre, José Ramón es un joven prodigio entre el profesionalismo del fútbol. Licenciado en Ciencias de la Actividad Física y del Deporte, conoció a Baraja por el año 2012 en el malogrado Huracán de Valencia CF. Entonces el Pipo acababa de estrenarse como entrenador profesional.

Tras anunciar su retirada en 2010, Baraja se fue al Atlético de Madrid para formar terna con Juan Vizcaíno y Gregorio Manzano. Tras la destitución de Manzano, y la llegada de Mono Burgos y Simeone, el vallisoletano abandonó la ciudad de Madrid para seguir formándose como entrenador.

En 2012,a su regreso a Valencia, el Pipo se fue al ahora desaparecido Huracán que por entonces militaba en la 2ªB. Ahí fue parte del staff de Emerson Esteve y conoció a un jovencísimo José Ramón Rodríguez. Desde ese momento hasta hoy ambos han recorrido juntos el camino al fútbol de élite. Saltaron al juvenil del Valencia, se fueron al Elche, Rayo y, ahora, al Sporting.

José Ramón causó un rápido impacto en Baraja. Joven pero muy preparado; licenciado en Ciencias de la Actividad Física y del Deporte, poseedor del título de entrenador nacional y con un pasado como profesor en el Centro de Formación de la Fundación del Valencia. Su carácter discreto, trabajador y tranquilo facilitó la adaptación a las exigencias del Pipo y a su metodología diaria. 

«Enfermo del fútbol». José destaca por su conocimiento de la estrategia y capacidad en el análisis táctico. Acostumbrado siempre a un rol secundario, no despunta por su expresividad; tampoco por excesos en los gestos. Muy educado, siempre se ha distinguido por su comportamiento ejemplar cuando ha tenido que desarrollar funciones de primer técnico.

Moderado, sereno y muy deportista. Suele invertir los escasos ratos libres en la práctica del deporte. De la total confianza de Baraja, José Ramón Rodríguez se ajusta a la nueva hornada de talentos precoces dentro del mundo del fútbol. Nadie la ha regalado nada. Así es uno de los segundos técnicos más jóvenes del profesionalismo.

Valora este artículo

16 votos

Así es José Ramón Rodríguez, el «sustituto» de Baraja en el banquillo