Santos y Jony pueden irse gratis del Málaga

Ambos tienen una cláusula especial en su contrato


La eliminación del Málaga frente al Deportivo de Bergantiños en la promoción de ascenso a Primera división mantendrá a los malagueños en la categoría de plata, y con ello, reactivará las cláusulas de salida de Michael Santos y de Jony según apunta la prensa local.

Si un conjunto de categoría superior abona por completo su salario, podrán irse cedidos sin necesidad de negociar con el Jeque del Málaga, tal como ocurrió el pasado verano, cuando firmaron por el Leganés y el Alavés, respectivamente. A su vez, ambos exjugadores del Sporting solo tienen un año de contrato, por lo que podrán decidir su futuro con libertad. En ese sentido, según la prensa italiana, el extremo asturiano ya cuenta con un principio de acuerdo para fichar por la Lazio.

En cuanto al delantero uruguayo, el Santos Laguna de México está muy interesado en contratar sus servicios, por petición de Guillermo Aldana, el entrenador que ya le hizo brillar en el River Plate de Uruguay. La propiedad del club está en manos de la conocida empresa, Orlegi Deportes, una de las sociedades más importantes del sector en dicho continente. Sin embargo, más allá de la seducción de Aldana, la prioridad de Santos durante los últimos años ha pasado por hacer carrera en el fútbol español, rechazando ofertas de otros países. Por ejemplo, hace un año se negó a firmar por el Copenhague de Europa League, pese al principio de acuerdo para su traspaso por 3,5 millones por el 70% de sus derechos -el otro 30% es del River Plate de Montevideo-.

José Alberto quiere reforzar el ataque y Michael Santos se encuentra en la agenda del Sporting, tanto por su calidad, como por su condición de ex, uno de los factores que Torrecilla tendrá especialmente en cuenta en este mercado. Aunque de momento se antoja como una operación muy complicada, en función de la capacidad sportinguista que exista para aumentar el tope salarial, el deseo del futbolista por regresar, las ofertas que surjan ante el nuevo escenario y el interés del Málaga por obtener un traspaso simbólico, más allá de ahorrarse su salario, que ronda los 1,2 millones de euros brutos.

Se planteó su regreso en el mercado invernal

En el pasado mes de enero se barajó la posibilidad de reclutarlo en forma de cesión con opción de compra, pero el coste de la gestión y su complejidad a varias bandas, así como el proceso de recuperación de su por entonces reciente operación de pubalgia en Múnich, frenaron un regreso que contaba con el visto bueno de Santos, ansioso por disputar más minutos, y de un José Alberto que cumplirá su año de contrato con el Sporting.

El propio Santos reconoció hace un año atrás que no le importaría jugar en Segunda división con el Sporting si el Málaga lo permitía -se puede escuchar en el vídeo superior a partir del minuto 2:55-.

Otra opción, más rocambolesca, todo sea dicho, pasaría porque algún club de Primera división intente aprovechar la citada cláusula de Santos para captarlo a un precio de ganga y asuma el grueso de la operación, cediendo al futbolista en Gijón para, bien sea ponerlo en valor, o reclutarlo un año más tarde. Un concepto de futbolista "fidelizado" cada vez más en boga en el fútbol español.

El delantero tiene 26 años y solo disputó algo más de 550 minutos en Butarque ante su lesión y la falta de confianza de Mauricio Pellegrino. El jugador aprovechó su tiempo libre para visitar Gijón en más de una ocasión y también ha visto varios partidos del Sporting en directo, club del que es un declarado seguidor:

Valora este artículo

25 votos

Santos y Jony pueden irse gratis del Málaga