Torrecilla: «La decisión de dejar el Sporting es más mía que del club»

El director deportivo valora su salida del club rojiblanco

Torrecilla Fernández
Torrecilla Fernández

A cuentagotas. El punto final de la etapa de Miguel Torrecilla al frente de la dirección deportiva del Real Sporting de Gijón llegaba sin adiós público del salmantino. Reacio a valorar sus tres campañas al frente de las operaciones rojiblancas, al menos mientras el presente curso siga vivo, su ronda de apariciones en medios alejados del día a día sportinguista van dejando pistas del desarrollo de los acontecimientos que derivaron en su salida y la llegada de Javi Rico.

La ronda de Torrecilla, que comenzaba en Cartagena, tuvo su segunda etapa en Vigo. El exrojiblanco conversaba con Ao Contraataque de la RTVG. No parece descartable que en los próximos días se le pueda escuchar en Salamanca o en Sevilla. 

Cuestionando por su salida del club rojiblanco, Torrecilla, que aún se encuentra en Gijón, explicó los pasos previos a su desvinculación de la entidad asturiana. "Fue una situación hablada inicialmente por mí hacia el presidente, de mi intención de empezar a estudiar un posible mercado, sobre todo fuera de España, y se decidió en definitiva no continuar, pero la iniciativa fue más tomada por mí", señalaba.

Unas palabras del director deportivo que encuentran su contrapunto en las pronunciadas por el presidente Javier Fernández durante la presentación del nuevo encargado de la dirección deportiva rojiblanca. "Hace unos meses que el club y Miguel llegamos a la conclusión de que el camino iniciado hace tres años debía llegar a su fin a la finalización del contrato. Los resultados deportivos no son los que esperábamos. Esta decisión de mutuo acuerdo permitía contar con el tiempo suficiente a la nueva dirección deportiva y a Miguel la búsqueda de nuevos proyectos. La decisión sumaba en ambas direcciones".

Ante el nuevo panorama que tendrá que afrontar el mundo del fútbol, el ya exrojiblanco apuntaba al aspecto mental como una de las claves para el sprint final de la competición. "El aspecto mental cobra mucha importancia, siempre la tiene, pero el hecho de que se juege sin las aficiones hace que el futbolista tenga que dar un plus en el aspecto de implicación psicológica hacia la competición. En lo físico, vienen de un parón activo y está claro que nunca se podrá lograr el rendimiento que había anteriormente, aunque todos los equipos están a la par en eso. Es imposible que la competición sea de la misma manera que se estaba disputando", concluía.

*Recuerda comentar la noticia en el foro que se encuentra debajo de esta publicidad.

Torrecilla: «La decisión de dejar el Sporting es más mía que del club»