Héctor Porto

Escuálido, apasionante

La escritura del «yo» y de las pequeñas cosas del «Diario literario» de Paul Léautaud pone de relieve la absoluta modernidad del autor