Cómo saber cuánto azúcar lleva de verdad cada producto

El límite está en 25 gramos por adulto y día. Tomamos azúcar por encima de nuestras posibilidades y la Organización Mundial de la Salud recomienda no consumir más que esa cantidad diaria por persona. Hay mañanas en las que sin salir de casa ya nos pasamos


Todo está en la etiqueta. Dice Pedro Sánchez que los productos no saludables van a estar mejor señalizados en breve pero, a día de hoy, ya puedes saber cuántos azúcares añadidos te estás metiendo en el cuerpo. Solo tienes que fijarte en la lista de ingredientes y en la tabla nutricional, porque «cualquier ‘palabro’ que termine en -osa es un azúcar», explica la divulgadora científica Deborah García Bello: «Sustancias como la lactosa, la sacarosa, la fructosa o la dextrosa son, en realidad, químicamente, azúcares, así como los siropes». Aunque no los contabilices entre los ingredientes, en la tabla nutricional ya van a aparecer como lo que son. Y otra pista, en la lista siempre van de mayor a menor cantidad, así que, si el azúcar va de primero, hazte cargo. Es lo que pasa con la mayoría de los cacaos solubles. Para la química García Bello, «son azúcar con cosas». De hecho, en sus conferencias, siempre se refiere a ellos como el «azúcar de color marrón, porque este es el ingrediente mayoritario. Es tan mayoritario que si te vas a la tabla nutricional, de cada 100 gramos de producto, ¡70! son azúcar». Un vaso de leche con una ración no exagerada de cacao contiene unos 20 gramos de azúcar; aunque en los sobrecitos individuales viene más cantidad de producto.

La Organización Mundial de la Salud recomienda no sobrepasar los 25 gramos de azúcar por persona adulta y día. Esta cantidad equivale a dos cucharadas y media que, con una lata de refresco (35 gramos de azúcar), ya has superado con creces.

De la mano de Déborah García, escogemos en el súper una lata de refresco de cola, un yogur azucarado con trozos de fresa y un bote de cacao soluble. Vaaale, podríamos haber escogido un yogur natural normal, pero ese ya se lo sabe nuestra especialista de memoria: «En los ingredientes suelen poner solo leche y fermentos lácticos, porque es con lo que se hace el yogur. Si me voy a la tabla nutricional, veré que cualquier yogur natural de tipo tradicional va a tener entre 4 y 5 gramos de azúcar por cada 100 gramos de producto, pero es la lactosa propia de la leche, que metabolizamos de forma distinta. Una cosa es el azúcar añadido -que está vinculado a problemas de diabetes u obesidad- y otra el azúcar intrínseco, como el de la fruta, que es saludable». [Esta experta lleva tiempo reivindicando que las tablas nutricionales separen el azúcar intrínseco del añadido]. Así que, para saber cuánto azúcar lleva un yogur, réstale esos 4 gramos (que lleva de serie un yogur normal) a la cantidad de azúcares de la tabla nutricional. En este caso, salen 10 gramos por cada 100. ¡Pero pesa 125 gramos!

Más fáciles de analizar

Tanto el refresco como el cacao soluble son más fáciles de analizar, porque no llevan un ingrediente natural como es la leche. Partes de cero para su fabricación. En el caso de la cola, se agradece que el fabricante especifique, de forma voluntaria, la tabla nutricional por ración. El dato no deja lugar a dudas. En una lata hay 35 gramos de azúcar añadido. En cuanto al cacao, aunque la ración fuese tan comedida como esos 14 gramos de los que habla el fabricante, te estás tomando 20 gramos de azúcar libre de una sola tacada. Sí. El azúcar es el ingrediente mayoritario de los cacaos solubles.

Comentarios

Cómo saber cuánto azúcar lleva de verdad cada producto