Muere Casper, el violento narcotraficante que le robó 17 cuadros a Koplowitz

Fue condenado en el 2015 a 90 años de prisión por delitos de narcotráfico, amenazas, detenciones ilegales, torturas, lesiones y responsable del robo de obras de arte


Redacción

Ángel Suárez Flores, alias Casper, de 61 años y conocido delincuente condenado en el 2015 a 90 años de prisión por delitos de narcotráfico, amenazas, detenciones ilegales, torturas, lesiones y responsable del robo de obras de arte de la vivienda de Esther Koplowitz falleció en Madrid el sábado a consecuencia del cáncer que padecía.

Fuentes penitenciarias y policiales han indicado este lunes a Efe que Casper, que cumplía condena en la prisión de Soto del Real (Madrid), había obtenido recientemente el tercer grado por razones humanitarias en aplicación del artículo 104 que contempla el acceso al régimen de semilibertad para los penados con enfermedades muy graves e incurables.

Desde enero estaba en libertad condicional y falleció el pasado sábado en el hospital Gregorio Marañón de Madrid de un linfoma, según han detallado fuentes policiales consultadas

Ángel Suárez Flores fue detenido en el 2011 en su domicilio de Majadahonda (Madrid) en una operación contra el crimen organizado. Lideraba una violenta banda de narcotraficantes por la que fue condenado cuatro años después a 90 años de cárcel por numerosos delitos, como torturas, amenazas, lesiones, tráfico de drogas, detención ilegal o tenencia ilícita de armas.

A él y su banda se le atribuyeron vuelcos de droga a otras bandas con métodos violentos y, en ocasiones, usando disfraces de guardias civiles. No fue esta la única condena a Casper, a quien en el 2004 se le impuso un año de prisión por el robo de 17 cuadros del domicilio de Esther Koplowitz, situado en el paseo de La Habana de Madrid, en el 2001.

Conoce nuestra newsletter

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Comentarios

Muere Casper, el violento narcotraficante que le robó 17 cuadros a Koplowitz