Natalia Jiménez, dermatóloga: «No deberías ir a la playa a tumbarte al sol»

ACTUALIDAD

Asegura que «no existe un bronceado seguro y saludable», por lo que para verse con algo de color esta dermatóloga apuesta por autobronceadores o maquillajes corporales

04 jul 2022 . Actualizado a las 10:01 h.

El cuidado de la piel y sus problemas siempre le despertaron mucha curiosidad. Sin embargo, Natalia Jiménez (Pamplona, 1985) no tuvo una vocación clara desde pequeña. Incluso quiso ser bióloga marina. Pero tras una estancia en un hospital del Reino Unido decidió especializarse. La dermatología estética se ha convertido en una de sus grandes pasiones, es consciente de la ansiedad que pueden llegar a provocar los problemas de la piel, como el acné, por eso dedica gran parte de su día a día a acercar a la población consejos básicos sobre su cuidado. Muchos de ellos los ha reunido en Ponte en tu piel, el libro que acaba de publicar esta profesional en excedencia del Hospital Ramón y Cajal, que también pasa consulta en el Grupo de Dermatología Pedro Jaén. 

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico.

—¿Las cremas más costosas son siempre las mejores?

—No, el coste no tiene nada que ver con su eficacia. Para valorar si un cosmético es bueno o no, y si va a mejorar un aspecto de la piel, hay que mirar los ingredientes. A veces ese coste tiene que ver con el envase; con ingredientes muy exclusivos, pero que no han demostrado una eficacia clínica; y muchas veces con el posicionamiento de la propia marca. Pero para mí, el último criterio a la hora de elegir un cosmético debería ser el precio.

 —¿Usamos demasiadas? ¿Es mejor una y buena que un repertorio infinito?

—Efectivamente, muchas veces nos juntamos con demasiadas, incluso muchas con la misma función. Lo interesante es hacer un análisis, ver qué ingredientes necesitamos y elegir los cosméticos necesarios. A día de hoy, está muy de moda el minimalismo cosmético, pero es algo de lo que los dermatólogos hemos hablado desde siempre. Es mejor poner menos cremas, ponerlas bien y ser constante que una rutina facial coreana, muy de moda, que tiene 10-15 pasos cada vez que la realizas mañana y noche, y abandonarla en una semana.