El topo de la CIA en la guerrilla asturiana

ASTURIAS

Tropas nacionales entrando en Oviedo en la Guerra Civil
Tropas nacionales entrando en Oviedo en la Guerra Civil

Documentos recientemente desclasificados revelan que la agencia de espionaje norteamericana contaba con informantes entre los comunistas y socialistas asturianos

01 mar 2018 . Actualizado a las 17:36 h.

Diciembre de 1948, un duro invierno en de posguerra en Europa. Mientras el mítico fundador del FBI Edgar Hoover se dedicaba a perseguir comunistas en Estados Unidos, la agencia de espionaje norteamericana, la CIA, ya estaba plenamente inmersa en la guerra fría y los acechaba por todo el mundo. Y a sus ojos no escapaba ni siquiera el puñado de valientes o desesperados, perdedores de la guerra civil, que luchaba en los montes de Asturias. Junto a ellos, uno o varios agentes encubiertos operaban desde el territorio asturiano para informar sobre los movimientos de la insurgencia comunista y socialista. Así lo desvelan algunos de los 930.000 documentos con 13 millones de páginas recién desclasificados por la agencia norteamericana y accesibles a todo el mundo. Basta con saber leer en inglés para adentrarse en un mundo que parece de película; lo es en realidad, pero basada en hechos muy reales.

Uno de esos documentos, de tres páginas, viene encabezado bajo el título Communist guerrillas in Asturias y fechado el 2 de diciembre de 1948. Seguramente, como es posible que algunos de los agentes implicados y sus familiares estén vivos, se han suprimido con tachones negros los nombres de los informantes, lugares y otros datos, pero el texto principal es legible. La guerra civil aún late en muchos puntos de Asturias.

El informe clasificado como confidencial, aunque no de alto secreto, comienza hablando de una traición de Líster a los que no le eran afectos. Estos, dice, «fueron enviados a España donde los capturaron o mataron».  Enrique Líster, militar de la República afiliado al PCE, había luchado en Europa con el grado de general y estaba entonces exiliado. Murió en 1994.