Una casona marinera de principios del siglo XX en Lastres

Casa Eutimio es un hotel rústico rodeado de un maravilloso entorno que mezcla la montaña con el litoral


Redacción
Casonas.Casonas
Casonas

En el pequeño pueblo marinero de Lastres, en uno de los puntos con más encanto del Principado, una casona de piedra de principios del siglo XX hace las delicias del visitante. Se trata de Casa Eutimio, y como nos cuenta su gerente, María Busta, lo que buscan es «el confort y el descanso de la gente. Nos gusta hacer que a través del trato cercano la gente se sienta como en casa».

Busta cuenta que Casa Eutimio suele recibir todo tipo de visitas, desde parejas y familias hasta amigos, aunque cuando son estos últimos «tienen que alquilar el hotel entero. No es muy grande y a la gente que viene a descansar le puede molestar que haya un grupo de amigos, por muy educados y prudentes que sean». Por lo tanto, en el Eutimio lo más usual es encontrar parejas y matrimonios con hijos.

En cuanto a su decoración, Casa Eutimio mantiene el tono rústico de esta antigua casona. «Está un poco actualizada, con alfombras más modernas, pero la estructura sigue siendo rústica». Lo cierto es que los suelos y las puertas siguen siendo de madera, mientras que las paredes son de piedra. Además, las habitaciones cuentan con todo tipo de lujos, desde minibar hasta hilo musical y un baño independiente. Se trata de diez habitaciones de las cuales algunas son especial, ya que «cuentan con terraza independiente y un salón. Todas las habitaciones son diferentes».

Pero, más allá de las paredes del hotel, Casa Eutimio se encuentra en una zona eminentemente turística. Así lo cuenta Busta, que destaca que «el pueblo en sí ya es un reclamo importante. A un kilómetro está el Museo del Jurásico y muy cerquita también Villaviciosa, la playa de la griega, la cordillera del Sueve… Es un punto de partida para ir a muchos sitios. Playas, montañas, las grandes ciudades… Hay muchas cosas interesantes cerca».

Por último, Casa Eutimio sirve como nexo de unión con varias empresas de turismo activo de la zona, gestionando actividades como «clases de buceo, de vela, actividades en barco, paseos a caballo… Hay mucha variedad». Todo esto cerca de uno de los puertos marítimos más atractivos del Principado, el de Lastres. En definitiva, un lugar rústico que evoca la mayor conexión con la naturaleza.

Para más información: wwww.turismoasturias.es

Valora este artículo

3 votos
Comentarios

Una casona marinera de principios del siglo XX en Lastres