«María» afectará a la costa de Asturias

El ciclón avanza hacia Europa convertido en tormenta tropical. Se espera que su centro de acción se sitúe sobre el Reino Unido el lunes o el martes. Y que llegue aquí en forma de borrasca

.Un hombre trata de recuperar del mar una de las mesas de su restaurante que se ha llevado el mar tras el devastador paso del huracán «María»
Un hombre trata de recuperar del mar una de las mesas de su restaurante que se ha llevado el mar tras el devastador paso del huracán «María»
S.D. MACHARGO
Redacción

A falta de dos meses para que termine la época de ciclones en el Atlántico Norte, esta temporada ocupará un lugar muy destacado en los registros históricos. Las últimas siete tormentas tropicales que se han formado en el océano han alcanzado condición de huracán. Esto es algo que no ocurría desde 1878. El más reciente, María, que ascendió hasta categoría cinco y dejó vientos sostenidos de 280 kilómetros por hora que devastaron países como Puerto Rico, ha decidido poner rumbo hacia Europa. El lunes o el martes podría llegar al norte de la costa asturiana en forma de borrasca.

No es algo excepcional. Algunos huracanes atlánticos una vez que han afectado al Caribe se desplazan hacia el norte. Ya debilitados, se incorporan a la circulación general de latidudes medias del oeste y alcanzan Europa aún más debilitados. «Así ocurrió por ejemplo con el huracán Gordon en 2006, que rozó Galicia. En otras ocasiones, menos frecuentes, no es necesario que lleguen al Caribe previamente, sino que se forman frente a las costas africanas y se desplazan hacia el norte debilitándose, como ocurrió con la tormenta tropical Delta que afectó a Canarias en 2005», explica Manuel Mora, el delegado de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) en Asturias.

En este caso, el huracán María ya no supone ninguna amenaza. En la actualidad, se ha debilitado, tiene forma de tormenta tropical, con vientos máximos sostenidos que oscilan entre los 62 y los 118 kilómetros por horas; y se encuentra al noroeste de las islas Bermudas. Mora explica que en los próximos días se desplazará hacia el este pero tendrá que rodear el famoso anticiclón de las Azores que actuará como bloqueo. María pasará sobre aguas más frías que seguirán debilitándole. Así, a comienzos de la próxima semana es posible que sea absorbido por una borrasca atlántica y pase por el norte de la península, con el centro de acción situado sobre el Reino Unido. 

Cuando un ciclón toma los westerlies, los vientos del oeste, puede acabar llegando a la península a través de Galicia, explica también María Souto, de MeteoGalicia. Los modelos meteorológicos muestran, además, que María no viajaría solo hacia Europa. Le acompañarían los restos del huracán Lee, que ya consiguió ascender a categoría tres. Algunas previsiones señalan incluso que podrían acabar fusionándose, aunque la probabilidad de que esto suceda es reducida.

«En tierra no se espera tener ningún tipo de consecuencia durante los próximos días. La semana próxima habrá una meteorología normal. Pero esas borrascas profundas erosionan bastante la superficie oceánica y, por lo tanto, sí que notaremos entre el lunes y el martes los efectos en el mar, ya que la altura de las olas podría alcanzar los cinco metros. Probablemente se tenga que activar algún tipo de aviso, entre amarillo y naranaja, termina la física de MeteoGalicia.

Valora este artículo

8 votos
Comentarios

«María» afectará a la costa de Asturias