Olas de cuatro metros baten el litoral

El Principado está en alerta amarilla por el temporal marítimo

Temporal en el mar
Temporal en el mar

redacción

La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) mantiene activada la alerta amarilla en el Principado por fenómenos marítimos. Espera que las olas alcancen una altura significativa de entre cuatro y cinco metros. La boya de Puertos del Estado ha recogido datos que confirman que ese es el estado en el que ya se encuentra el Cantábrico. El pico máximo de la baliza situada frente a la costa de Gijón se registró de madrugada y rozó los cinco metros. A primera hora del día, cuando un golpe de mar arrastró a una corredora en el espigón de San Juan de Nieva, en Castrillón, osciló entre los 3,69 metros y los 4,45 metros.

La alerta continuará activada durante toda la jornada del sábado y también durante el domingo. La previsión de Aemet habla de que se registrará una mar combinada del oeste o noroeste, con una altura significativa de entre cuatro y cinco metros. El aviso se extiende por el litoral de occidente a oriente.

Una corredora muere por un golpe de mar en Castrillón

La Voz
Operativo de rescate de la corredora arrastrada por una ola en San Juan de Nieva.Operativo de rescate de la corredora arrastrada por una ola en San Juan de Nieva
Operativo de rescate de la corredora arrastrada por una ola en San Juan de Nieva

La joven fue arrastrada junto a un amigo con el que entrenaba. Durante el rescate, una segunda ola tiró al mar de nuevo al corredor, junto a un bombero y un policía local

Una corredora ha fallecido en San Juan de Nieva al caer al agua empujada por una ola mientras se entrenaba junto a un amigo. Ambos fueron arrastrados por el mar pero él consiguió salir y dar la voz de alarma. Los servicios de emergencia del Principado de Asturias (SEPA) montaron de inmediato un operativo de rescate. Cuando el corredor estaba indicado el punto exacto en el que había sucedido, un segundo golpe de mar le arrastró de nuevo a él, junto a un bombero y a un policía local de Castrillón. Tanto el runner, que estaba visiblemente nervioso, como el agente de la policía fueron trasladados en dos ambulancias de soporte vital básico al hospital de San Agustín. El efectivo de Bomberos de Asturias, pese a las magulladuras recibidas, no precisó traslado sanitario y regresó al parque, con el resto de compañeros, tras concluir la intervención.

Seguir leyendo

Valora este artículo

0 votos
Comentarios

Olas de cuatro metros baten el litoral