Estos son los medicamentos que escasean en Asturias

Los farmacéuticos alertan de las estrategias de la industria. Cofas intercambia productos con otras regiones para equilibrar el mercado

Interior de una oficina de farmacia actual
Interior de una oficina de farmacia actual

Redacción

El desabastecimiento de medicamentos en las farmacias asturianas se ha agudizado este verano, tanto en productos fácilmente sustituibles como en aquellos que son únicos y cuya falta obliga a acudir al médico de cabecera. Aunque es algo tan habitual en la época estival como el cierre de camas en hospitales, Juan Roces, secretario del Colegio Oficial de Farmacéuticos del Principado, reconoce que este año la situación se ha complicado. Roces explica que existen tres razones básicas, todas ligadas a las nuevas estrategias comerciales y de producción de los laboratorios farmacéuticos. Los colegios y el Consejo General tratan de organizarse para ordenar el mercado. Así han creado Cismed, una plataforma para que los profesionales informen en tiempo real de la escasez de todas las marcas. 6.200 boticas de toda España ya se han sumado. Medio centenar son asturianas. También la Cooperativa Farmacéutiva (Cofas) pone de su parte. Intercambia productos con sus homólogas del norte de España para equilibrar el mercado

Los cinco fármacos más afectados por la falta de stock han sido Adiro, Dalsy, Apocard, Adalat y Almax. Aunque los que más alarma han generado han sido, quizás, el Adiro y el Dalsy, Roces explica que en este caso existen múltiples alternativas. Entiende que se ha hablado más de estas marcas en concreto porque están entre los productos más vendidos en todo el país y porque hay más clientes que las consumen. No obstante, indica que es más delicado el desabastecimiento de productos como el Apocard, prescrito para pacientes con patologías cardiacas, ya que no existe un sustituto y el enfermo tiene que ir a su médico de cabecera para que ajustar la prescripción. Tanto en un caso como en otro, a los farmacéuticos les corresponde una labor didáctica: o bien explicar que un producto es idéntico a otro y que se puede cambiar sin problema o aconsejar que se pida una consulta con el médico para mantener controlada la enfermedad y la medicación.

El Colegio de Farmacéuticos de Asturias es consciente de las paradojas que se producen en el mercado, como el hecho de que el Adiro se fabrique en Lada y las boticas asturianas hayan sufrido la escasez. Pero eso sucede por tres razones básicas que exponer Juan Roces. La primera es que la bajada de los precios, impulsada en muchos casos por los Gobiernos, ha hecho que los grandes laboratorios no pongan toda la carne en el asador, por la bajada de rentabilidad. También sucede que en época de menos demanda, cierran algunas plantas para aminorar gastos. Otra causa importante es que han reorganizado la producción y la han ordenado por plantas, es decir, una fábrica produce un medicamento en concreto. Así cuando esa instalación sufre alguna avería o se ralentiza por problemas internos, entonces no dan abasto para suministrar al mercado. «Es algo multifactorial. No responde a una única causa. La alarma este año ha sido mayor porque ha habido medicamentos muy conocidos», insiste.

¿Qué dice de todo esto Cofas, encargada del suministro? Su presidente, Juan Ramón Palencia, explica que están intentando paliar el desabastecimiento «gracias a la red interna de intercambio de cooperativas, que nos permite solicitarlos a comunidades de la zona norte como Galicia, Castilla y León, País Vasco, y Aragón. Si el medicamento se distribuye, podemos contar con él en el plazo de 24 horas». En caso de que el laboratorio no lo esté distribuyendo, entonces Palencia señala que «tiene que intervenir Sanidad». No obstante, tal y como hace Juan Roces, precisa que suele haber medicamentos sustitutos. «Si no los hay Sanidad y la Agencia Española del Medicamento deciden qué hacer y cómo actuar y se puede traer de otros países», comenta.

La escasez de Adiro alcanza a las farmacias asturianas

Susana D. Machargo
.

Cofas achaca a Bayer la falta del fármaco y reconoce que tardará meses en recuperar la normalidad. Los farmacéuticos niegan que haya alarma porque hay suficientes genéricos

La escasez del medicamento más vendido de España afecta ya a las farmacias asturianas. Se trata del Adiro, el anticoagulante de ácido acetilsalicílico de Bayer prescrito para problemas cardíacos o cerebrovasculares, cuyo componente básico se fabrica en la planta de Lada, en Langreo. La Cooperativa Farmacéutica Asturiana (Cofas) ha confirmado que esta restricción del producto se debe a una rotura de stock que durará unos meses. El secretario del Colegio Oficial de Farmacéuticos, Juan Roces, ha confirmado esta situación pero ha descartado que exista ningún tipo de alarma, ya que hay suficientes alternativas en el mercado con la misma composición. No obstante, hay escasez pero no desabastecimiento total. Es decir, el laboratorio sigue suministrando aunque no en el volumen que se necesita. 

Seguir leyendo

Valora este artículo

2 votos
Comentarios

Estos son los medicamentos que escasean en Asturias