¿Cuánto ganarán los prejubilados?: ocho claves sobre el acuerdo de Hunosa

El documento despeja el futuro de la hullera pública para el periodo 2019-2027, la evolución de la plantilla y las prejubilaciones durante los tres primeros años de vigencia


Redacción

Tras cinco meses de arduas negociaciones, de propuestas «insuficientes» por parte de Hunosa, de exigencia de un mayor compromiso a la hullera por parte de los sindicatos, de impaciencia ante la falta de avances, de cesiones, de incertidumbres y de un sprint final de intensas reuniones de la mesa negociadora en Madrid, el pasado viernes 12 de abril la dirección de Hunosa, SOMA-FITAG-UGT y CC OO de Industria firmaban en Oviedo, en la sede del ente estatal minero, el plan de empresa para el periodo 2019-2027. Un plan de empresa que despeja el futuro de la hullera pública y el de su principal activo: los trabajadores, tanto de los propios de empresa como de los vinculados a la misma a través de contratas y subcontratas. Estos últimos, los más preocupados durante la negociación al considerar que sus empleos estaban en la cuerda floja.

El plan clarifica por tanto cómo será la salida de los excedentes, cuántos trabajadores se prejubilarán hasta el 2023, con qué edad, cuáles son las condiciones para ello, cuánto cobrarán una vez finalizada su etapa laboral, cuánto personal quedará en cada centro de trabajo, cual será la indemnización de quienes pidan la baja voluntaria o qué pasará con los trabajadores de contratas y subcontratas. Es decir, se pone en negro sobre blanco las claves para que Hunosa camine hacia su objetivo: la consecución de un transición justa de la empresa hacia una situación no dependiente de la minería del carbón.

 ¿Cómo será la salida de los excedentes?

Las medidas recogidas en el recién firmado plan de empresa se derivan de la ejecución de la Decisión 787 de la UE, de la finalización de las ayudas a la producción de carbón a las minas no competitivas a 31 de diciembre de 2018 y del cierre de unidades productivas. La aplicación de esas medidas genera unos excedentes de plantilla en Hunosa a los que se les garantiza una salida no traumática con la aplicación de medidas similares a las recogidas en el Acuerdo Marco para una Transición Justa de la Minería del Carbón y Desarrollo Sostenible de las Comarcas Mineras para el periodo 2019-2027 y el vigente ERE 2013-2020. Las directrices del mismo en materia de tratamiento de excedentes contemplan medidas diferenciadas para los trabajadores de edad avanzada y para el resto de trabajadores.

¿Cuántos trabajadores se prejubilarán hasta 2023?

 El plan de empresa estima un colectivo de potenciales afectados por esta medida de 527 trabajadores hasta el año 2023, de los que 175 ya están incluidos en el ERE 2013-2020. La previsión de salida de la empresa la ha elaborado Hunosa teniendo en cuenta la fecha en que cumplirán los requisitos para la aplicación de la medida. Así, la estimación es que en este 2019 se prejubilarán un total de 258 trabajadores de edad avanzada; en 2020 otros 91; en 2021 otros 82; en 2022 otros 67 más; y en 2023 otros 29. Como se decía anteriormente, en cinco años se dará salida a 527 trabajadores de Hunosa.

¿Con qué edad se podrán prejubilar?

El plan de empresa dice literalmente que deben «tener, al menos, cincuenta y un años de edad equivalente, con la aplicación del coeficiente reductor que corresponda». Eso significa que en la plantilla actual de Hunosa podrá haber prejubilaciones a partir de los 41 años reales siempre y cuando se cumplan los requisitos de llevar 20 años en la empresa al coeficiente reductor máximo (al 50%), el cual se aplica si el trabajador estuvo ese tiempo en labores de responsabilidad, como picador, especialista, labores de arranque o jefe de dirección. De ese modo, quienes hayan entrado a trabajar con 21 años, hayan trabajado 20 al coeficiente máximo, que supone sumar otros 10 años, podrán prejubilarse con 41, que sería los 51 de edad equivalente. La estimación es que hay más mineros que saldrán con una edad real de 43 o 44 años.

¿Cuánto ganará un prejubilado de Hunosa?

El documento contempla en la parte del plan social de tratamiento de los excedentes cual será la indemnización que reciban quienes se prejubilen. En dicho apartado se deja recogido que «la cantidad bruta garantizada final resultante no podrá exceder en ningún caso el importe de la pensión máxima de jubilación anualizada vigente en la fecha en que se extinga la relación laboral ni ser inferior al 60% de la media de las bases normalizadas correspondientes a las categorías o especialidades profesionales en las que hubiera cotizado el trabajador en el periodo de los seis últimos meses anteriores a la fecha de extinción». Esto significa que una prejubilación de Hunosa podrá ser, a lo sumo, el tope máximo estipulado para las pensiones de hoy en día en España, siempre y cuando se haya cotizado en las máximas categorías. Es decir, ningún minero podrá cobrar más de los 37.231,74 euros en que ha quedado fijada para este año. Una diferencia que se fija es que el prejubilado lo cobrará en doce pagas puesto que se hará el prorrateo de las pagas extraordinarias, con lo que quien cobre el máximo tendrá un sueldo de 3.102,64 euros brutos, cantidad a la que le aplicarán las correspondientes retenciones en función de las circunstancias personales y familiares del que percibe la pensión máxima.

¿Cuáles son las condiciones para la prejubilación?

Los requisitos y condiciones que contempla el plan de empresa para la prejubilación son: que los trabajadores tengan contrato indefinido en la empresa; tener, al menos, 51 años de edad equivalente, con la aplicación del coeficiente reductor que corresponda; un antigüedad en la empresa de, al menos, tres años; reunir los requisitos legales para acceder a la jubilación ordinaria; y haber cotizado en el régimen espacial de la minería del carbón de la Seguridad Social durante, al menos, ocho años o tener esos años de antigüedad en la empresa. Se recoge en el documento que la prejubilación es una medida «de carácter obligatorio para todos los trabajadores que cumplan las condiciones anteriores».

¿Qué plantilla quedará en Hunosa hasta 2021?

El plan de empresa firmado entre la dirección de Hunosa y los sindicatos recoge de forma expresa la plantilla que tendrá la empresa hasta 2021 en cada uno de los centros de trabajo una vez reubicados los efectivos en función de las necesidades de cada actividad. Se parte de que 2019 comenzó con 986 trabajadores y que finalizará este año con 728. De esa cifra se restarán en 2020 otras 91 prejubilaciones para terminarlo con 637 trabajadores. Si bien saldrán de forma no traumática 82 más en 2021, con lo que la plantilla a final de ese año será de 555 personas entre la térmica de La Pereda (80 trabajadores), Pozo San Nicolás (202), Lavadero Batán (63), clausura (17), post-clausura (105), brigada de salvamento minero (18), diversificación (15), servicios centrales (55). 

¿Qué recibirán quienes pidan la baja indemnizada de carácter voluntario?

Quienes hayan cotizado durante, al menos, tres años en el régimen especial de la minería del carbón, tenga como mínimo un año de antigüedad en Hunosa a la fecha de la solicitud y no reúnan las condiciones para acceder a la jubilación ordinaria o prejubilación podrán pedir la baja indemnizada de carácter voluntario. Por ello, recibirán 10.000 euros de cantidad fija, 35 días de salario por año de servicio con un máximo de 30 mensualidades, y se les calculará la cantidad variable considerando sus retribuciones de referencia las inmediatamente anteriores a la fecha de extinción del contrato de trabajo.

¿Cuál es el futuro de los trabajadores de contratas y subcontratas?

El plan de empresa 2019-2027 firmado entre la dirección de Hunosa y las organizaciones sindicales SOMA y CC OO recoge en varios puntos que «se seguirá contando con el apoyo de las subcontratatas», por ejemplo, en los procesos de clausura y post-clausura, que se indica que durarán, al menos, dos años; para el desarrollo del plan de diversificación en el ámbito de las actividades medioambientales; o para llevar a cabo actuaciones sobre el suelo industrial y el patrimonio, en el marco del plan de promoción industrial. Además, en el apartado de captación de proyectos empresariales, indica el documento que «se valorará positivamente el que dichos proyectos puedan recolocar trabajadores de las subcontratas de Hunosa».

Una inversión de 56 millones y 500 prejubilaciones: así es el nuevo plan de empresa de Hunosa

La Voz
Concentración minera delante del pozo Nicolasa
Concentración minera delante del pozo Nicolasa

Los trabajadores ratifican el acuerdo suscrito entre los sindicatos y la dirección de la empresa pública

El plan de empresa de Hunosa prevé jubilar hasta 2023 a más de 500 trabajadores, en torno al 55% de la plantilla actual, e invertir 56 millones de euros en proyectos de reactivación, así como en el pozo San Nicolás, el lavadero Batán y la Térmica de la Pereda al menos hasta 2021.

El Plan de Empresa 2019-2027 garantiza también la transición de la hullera hacia actividades de energía, servicios energéticos y restauración medioambiental

Las prejubilaciones se plantearán a partir de los 51 años de edad química (la edad física más coeficientes reductores) y en las mismas condiciones económicas que en el anterior plan de empresa, según han señalado a EFE fuentes sindicales, que han precisado que más de 400 empleados saldrán en los próximos tres años, pero que serán más de 500 los que se acojan a esta medida hasta 2023.

Seguir leyendo

Comentarios

¿Cuánto ganarán los prejubilados?: ocho claves sobre el acuerdo de Hunosa