Ciudadanos exige a Barbón que deje atrás «el sectarismo y los prejuicios» arraigados en el PSOE

Laura Pérez pide al candidato socialista que recuerde a los miembros de su Gobierno que el dinero que gestionarán no les pertenece

Laura Pérez, portavoz de Ciudadanos en la Junta General
Laura Pérez, portavoz de Ciudadanos en la Junta General

Oviedo

Ciudadanos ha pedido al candidato socialista a la Presidencia del Principado, Adrián Barbón, que deje atrás el sectarismo y los prejuicios arraigados en el PSOE y se afane en conseguir una gestión eficaz que anteponga el interés de los asturianos, incluidos los de los que nunca le votarán, a los de su partido.

«Le pido que salga del sectarismo y se pongan a gestionar ya con criterios de eficiencia, eficacia y austeridad», ha afirmado la portavoz de Cs en la Junta General, Laura Pérez, al intervenir en la segunda sesión del debate de investidura que se celebra este viernes en el parlamento regional en el que Barbón será investido presidente del Principado, previsiblemente el próximo lunes.

En su opinión, los socialistas se han caracterizado por «gobernar desde los prejuicios ideológicos y el sectarismo que les nubla la razón», y por desperdiciar «la mitad del talento» de la región dado que no cuentan con quienes no les votan, informa EFE. Con un euro en la mano, Pérez ha pedido a Barbón que recuerde a los miembros de su Gobierno que el dinero que gestionarán no les pertenece y que, por lo tanto, deben pensar «si su gasto es necesario o si sólo pretende atender a su red clientelar».

La portavoz de la formación naranja ha incidido en que Ciudadanos «se opondrá frontalmente a todas las medidas presididas por el sectarismo y a las que coloquen al partido por encima de todas las cosas» y que, si se inclina por anteponer los intereses del PSOE a los de Asturias, tendrán que decirle de no. Tras cuestionar que los socialistas y la izquierda se hayan instalado en la «superioridad moral», Pérez ha incidido en que Cs se ha situado en los escaños del centro del hemiciclo regional en una clara declaración de intenciones del espacio político que quieren ocupar y desde el que defenderán el mantenimiento del estado de bienestar, la igualdad o la solidaridad.

Del discurso con el que Barbón abrió el debate de investidura, la formación naranja ha coincidido en su agenda política de prioridades aunque discrepa en la política fiscal porque, según su portavoz, «bajo dinamismo económico y alta presión fiscal es una combinación letal». También ha acusado a los socialistas de utilizar la llingua en función de sus intereses «y con mucha demagogia» tras posicionarse en contra de que se plantee una oficialidad que supondría más gasto o tener que obligar a usar el asturiano a los funcionarios.

Pérez ha mostrado también su temor a que la «agenda asturiana» que Barbón dice que hay sobre la mesa del Consejo de Ministros, esté debajo de la de los nacionalistas o de la propaganda socialista que ya está preparando para la próxima campaña electoral. «Sea honesto, entréguese al honor de servir a los asturianos y reconozca los errores de los últimos años. Sea humilde y rompa con algunos elementos del pasado como es el hecho de ser el partido que se beneficio del caudillismo sindical», ha incidido la parlamentaria de Cs antes de asegurar que los socialistas son los responsables de la mala gestión de 3.000 millones de fondos mineros.

Comentarios

Ciudadanos exige a Barbón que deje atrás «el sectarismo y los prejuicios» arraigados en el PSOE