Las indemnizaciones se disparan en el consejo de El Corte Inglés

El gigante de la distribución gastó casi 12 millones de euros de los que ocho fueron para el expresidente Dimas Gimeno

Dimas Gimeno
Dimas Gimeno

La retribución al consejo de administración de El Corte Inglés se disparó un 74% en 2018, al pasar de los 14,8 millones de euros en 2017 a los 25,8 millones de euros del último ejercicio, en un año marcado por la salida del ex presidente Dimas Gimeno como consejero del órgano rector del grupo.

En concreto, el gigante de la distribución española gastó el pasado ejercicio un total de 11,7 millones de euros en indemnizaciones, de las cuales ocho millones fueron a parar a Gimeno, según consta en las cuentas anuales de 2018 del grupo de distribución.

Gimeno pactó una salida millonaria in extremis horas antes del inicio de la junta de accionistas del pasado año después de una semana intensa de negociaciones, que concluyó con su salida del consejo de administración del grupo.

El informe subraya que también se abonaron indemnizaciones por importe de 1,6 millones de euros, habiéndose acordado igualmente retribuciones por otros conceptos vinculados al cese de la función de determinados consejeros por importe de 3,2 millones de euros pagaderos en varios ejercicios.

El grupo señala que al cierre de los ejercicios 2017 y 2018 no tiene concedidos anticipos de remuneraciones o préstamos, considerados globalmente y adicionales a los ya desglosados, con los miembros de su consejo, ni tampoco compromisos adquiridos con los mismos en materia de pensiones o premios de jubilación, seguros de vida o indemnizaciones especiales; según informó Europa Press.

En la actualidad, el consejo de administración de El Corte Inglés está formado por Marta Álvarez como presidenta del grupo y por los consejeros Cristina Álvarez Guil, Fernando Becker, Florencio Lasaga Munárriz, Carlos Martínez Echavarría, Manuel Pizarro Moreno (que debe ser renovado en la próxima junta), Jesús Nuño de la Rosa, Víctor del Pozo Gil, Shahzad Shahbaz, Cartera Mancor y Corporación Ceslar, mientras que Antonio Hernández-Gil ejerce las funciones de secretario.

Dividendo de 75 millones

Por otro lado, el gigante de la distribución tiene previsto repartir un dividendo de 75 millones de euros, lo que supone el 29% del total de su beneficio, que deberá ser aprobado por la junta general de accionistas que se celebrará el 25 de agosto. La compañía ha recordado que durante los últimos cinco ejercicios ha repartido dividendos por importe superior a la cuarta parte del resultado neto consolidado de cada uno de los ejercicios.

El Corte Inglés disparó su beneficio neto un 27,7% al cierre de su ejercicio fiscal, -entre marzo de 2018 y febrero de 2019-, hasta alcanzar los 258,2 millones de euros, lo que le permite encadenar cinco años de crecimiento, mientras que el resultado bruto de explotación (Ebitda) se elevó un 2,2%, hasta los 1.075 millones de euros y las ventas alcanzaron los 15.783 millones de euros, lo que supone un 1,1% más que el año anterior.

El Corte Inglés rememora su pasado indiano

L. Ordóñez
Un coche vintage pasa por una pintada del artista cubano Yulier Rodriguez en La Habana, Cuba
Un coche vintage pasa por una pintada del artista cubano Yulier Rodriguez en La Habana, Cuba

La compañía comienza a operar en dos mercados de Cuba, la isla en la que surgió la saga familiar en los almacenes El Encanto

Hay que imaginarse a César Rodríguez, un joven moscón, inmigrante como tantos asturianos a Cuba a comienzos del siglo XX, durmiendo bajo el mostrador de los almacenes El Encanto, en la capital de la isla, donde había empezado a trabajar como mozo. Desde allí pasó a atender las ventas en distintos departamentos y ascendió hasta llegar a ser el gerente de la empresa, en una historia de éxito personal que sólo podía darse entre los indianos y jamás en una España marcada por un inmovilismo social que rozaba el sistema de castas. César Rodríguez inauguró una saga familiar de tíos y sobrinos, todos con origen en el concejo de Grado y que dio nacimiento a dos de las principales compañías españolas del siglo XX: Galerías Preciados y El Corte Inglés. De sus historias entrelazadas dio buena cuenta el periodista asturiano Javier Cuartas en su casi clandestino «Biografía de El Corte Inglés» que con una enorme precisión documental relata cómo se forjaron las empresas, cómo se financiaron y cómo fueron absolutos pioneros en técnicas de márketing y distribución. Pero todo tuvo su origen en los Almacenes El Encanto, aquellos en los que para venta del stock de temporada se anunciaban «drásticas rebajas de precios» y por eso hoy a la campaña de descuentos la llamamos las rebajas. El Encanto, como la mayor parte de la propiedad de la isla, fue inacutada por el estado en Cuba después de la revolución de 1959. Para entonces Pepín Fernández (Galerías Preciados) y Ramón Areces (El Corte Inglés) ya eran rivales en España, y los dos habían pasado por El Encanto en Cuba.

Seguir leyendo

Comentarios

Las indemnizaciones se disparan en el consejo de El Corte Inglés