El debate de cada septiembre: ¿Cuándo tienen que volver los niños al colegio?

Navarra abre el calendario escolar español, que tiene a Asturias en la mitad. El Principado suma 177 jornas lectivas, entre las más altas

S.D.M.

España es uno de los países de la UE que más tarde empieza el curso escolar. Según los datos de Eurydice (una web de la UE que analiza los sistemas educativos), los niños españoles de primaria son los penúltimos en volver a las aulas junto a los de Italia, Rumanía, Portugal y Grecia; solo entran algo después los de Luxemburgo, Albania y Bulgaria, así como los de Malta (que empiezan a finales de mes). Aún así, en España hay grandes diferencias según de qué comunidades se trate: Navarra es la más madrugadora y desde ayer ya están en clase los estudiantes de 3 a 12 años, mientras que en Cataluña o Extremadura no llegarán hastael jueves de la semana que viene; curiosamente, las comunidades más tardonas en ponerse a estudiar también terminan pronto, de hecho Extremadura será la primera en coger vacaciones de verano, el 17 de junio.

Asturias está en un término medio en este calendario de vuelta al colegio. Los más pequeños regresan a las aulas el próximo martes, 10 de septiembre, al día siguiente de la fiesta del Día de Asturias, que pasa del domingo al lunes. Hasta el viernes 13 no recuperará la rutina para los estudiantes de ESO, bachillerato y FP. Por otra parte, las clases en la Universidad de Oviedo se retoman el miércoles 11 de septiembre, aunque la inauguración oficial sería un día antes, el día 10, coincidienco con los de Infantil y Primaria. 

Solo hay días mínimos

¿Cómo es posible que haya tantas diferencias entre unas y otras comunidades a la hora de empezar el curso? La Lomce, ley de obligado cumplimiento a partir del curso 2014/15 y todavía en vigor, indica que las enseñanzas no universitarias españolas deben tener un mínimo de 175 días lectivos, pero a partir de ahí es cada comunidad la que ajusta el calendario. Según un informe publicado con esa nueva ley por FETE-UGT, Murcia llegaba a los 180 días de clase en primaria y Madrid a los 178 en secundaria. Asturias cumple la norma de manera sobrada, aunque no llega a los máximos de Murcia. Ha diseñado un calendario de 177 días de clase para todas las etapas no universitarias.

Las variaciones autonómicas llegan por las fechas de inicio y final de curso y por las vacaciones, especialmente las de Semana Santa: por ejemplo, en Baleares y Comunidad Valenciana este descanso primaveral se puede alargar una semana más que en el resto. En el Principado, como ya pasó el curso pasado, la actualización consiste en un puente de cinco días coincidiendo con la festividad del 1 de noviembre. Así se ha decidido para partir el trimestre. 

Qué hacer con los niños

El principal problema que surge con el atraso del inicio de las clases es qué hacer con los niños pequeños hasta que son atendidos en sus aulas. Los abuelos y los campamentos son los recursos más habituales para las familias en las que trabajan los progenitores. Es una mala solución, ya que los campamentos, además de ser de pago, pocas veces incluyen la comida y en otras ocasiones se desarrollan en las mismas instalaciones del colegio a partir de una iniciativa de las asociaciones de madres y padres.

El segundo problema es que la rutina familiar no existe hasta mediados de septiembre o incluso octubre, cuando empiezan a funcionar los comedores; eso supone algo más de tres meses de cierta anarquía en casa.

Menos clases, menos equidad

De fondo hay un tercer problema más serio que los anteriores: a cursos más cortos, menos equidad. En Dinamarca, por ejemplo, el curso tiene 200 días lectivos, y pasa de 180 en Alemania, Irlanda, Italia, Holanda, Austria, Polonia, Finlandia, Gran Bretaña, Islandia o Noruega, entre otros Estados. No solo se trata de días, sino también de horas: hay 12 países de Europa con más de las 792 horas de clase españolas; son Dinamarca, Francia, Italia, Holanda, Portugal o Gales. En Bulgaria, Albania y Croacia hay menos de 600 horas anuales de clase.

Cuanto más tiempo se pasa con un profesor en el colegio más fácil es que los alumnos rezagados avancen en su aprendizaje y los estudiantes de entornos desfavorecidos cuentan con un apoyo del que carecen en su casa.

Los padres rechazan una semana de vacaciones escolares en noviembre

Europa press

La presidenta de la Federación de Asociaciones de Padres de alumnos de Asturias (FAPA) Miguel Virgós, Clara Díaz, asegura que «no ayudaría a la conciliación»

La presidenta de la Federación de Asociaciones de Padres de alumnos de Asturias (FAPA) Miguel Virgós, Clara Díaz, se han posicionado en contra de la posibilidad de que el próximo año se implante el calendario escolar europeo, que conllevaría incluir una semana de descanso durante la primera semana de noviembre, por los problemas de conciliación que podría llevar aparejados.

«No estamos en absoluto de acuerdo. Una semana en medio del primer trimestre no ayuda a nuestra conciliación», ha asegurado Díaz antes de participar en la manifestación Plataforma por la Escuela Pública que exige al Ministerio de Educación el fin de los «recortes» en el ámbito educativo.

Seguir leyendo

Comentarios

El debate de cada septiembre: ¿Cuándo tienen que volver los niños al colegio?