Liberbank amenaza con aplicar el ERE de manera unilateral ante la falta de avances

CSI denuncia que la dirección se está reuniendo de manera individual con los sindicatos en Madrid

Liberbank
Liberbank

Ni el periodo de consultas informal recogido en el convenio ni tampoco en el periodo oficial de consultas que llevan aparejados todos los expedientes de regulación de empleo (ERE). La negociación del ERE de Liberbank no ha avanzado ni un centímetro. La dirección no ha retirado ninguno de los apartados que suponen un recorte de 22,8 millones de euros al año. Es más, ya ha amenazado con aplicarlo de manera unilateral si no consigue el respaldo de los sindicatos. Considera que los números que presentan son suficiente. 

No lo considera así la Corriente Sindical de Izquierdas (CSI), que tiene algo más de un 4% de la representación pero que es mayoritario en Asturias. CSI denuncia que no se les está remitiendo toda la documentación que ha reclamado y que justificaría el tijeretazo que la entidad bancaria pretende aplicar durante los tres próximos años. Además, tiene constancia de que responsables de Liberbank se están reuniendo de forma individual con representantes del resto de sindicatos, en Madrid, para tratar de convencerles de la necesidad de firmar el ERE. A ellos no les ha llamado nadie. 

La suspensión de las aportaciones al plan de pensiones es uno de los aspectos más controvertidos de este expediente. Este apartado supone, en cifras redondas, 8,3 millones al año, de los 22,8 millones que Liberbank trata de ahorrarse. En la reunión de hoy, los portavoces del banco han explicado que en el caso de Pecajastur, el que corresponde a todos los trabajadores que procedente de la antigua Cajastur, el ahorro es de 1,9 millones de euros. CSI, sin embargo, señala que estas cifras no son ciertas, ya que «es público y notorio que esas aportaciones se hacen con cargo a excedentes del propio plan, excedentes financieros originados por el propio fondo en su momento». Sigue considerando que están tratando de colarles «un nuevo fraude».

Las posiciones continúan, por tanto muy alejadas, sin ningún avance sustancial en ninguno de los apartados. La próxima reunión ha quedado fijada para esta misma semana. En concreto, volverán a verse las caras este jueves, 28 de noviembre, a las tres y media de la tarde.

Las condiciones del ERE

22,8 millones al año. Algo más de 67 millones en el periodo de tres años que estará en vigor. Esa es la cantidad que Liberbank pretende recortar con este expediente de regulación de empleo que está negociando. Los 67 millones son el resultado del tijeretazo a la jornada laboral y en la misma proporción al salario, la retirada de las aportaciones al plan de jubilaciones, el fin de las ayudas a los estudios, la retirada de la paga de 25 años y hasta la cesta de Navidad. El listado es interminable, ya que cada una de las cajas integradas en Liberbank mantiene alguna condición específica. Así sería el fin la bolsa de vacaciones para los empleados de Caja Extremadura o los premios de dedicación de Cajastur, Caja Castila-La Mancha, Caja Cantabria y Extremadura. Si finalmente, se aprueba, sería el cuarto en los últimos ocho años, el quinto si se tiene en cuenta el que fue anulado por los tribunales.

La entidad pretende recortar entre 5% y un 8,75% la jornada laboral y el salario de la plantilla en la misma proporción. Esta reducción horaria es ligeramente inferior a la del ERE que todavía se está aplicando, lo que permitiría hacer una carambola y volver a abrir las oficinas los jueves por la tarde, algo impensable desde que comenzaron a encadenarse estos expedientes de regulación de empleo.

Liberbank propone una nueva rebaja de sueldos y abrir los jueves por la tarde

s.d.m.
Liberbank
Liberbank

La entidad pone sobre la mesa un nuevo ERE que cancela las aportaciones al fondo de pensiones y que mantiene la movilidad geográfica sin límites. «Es inasumible», dice la plantilla

Todavía no es un expediente de regulación de empleo (ERE) formal pero Liberbank ya ha adelantado a sus trabajadores su intención de aplicar nuevos recortes y las principales líneas maestras. Ha aprovechado la mesa de negociación del convenio para intentar a allanar el terreno. La entidad pretende recortar entre 5% y un 8,75% la jornada y el salario de la plantilla en la misma proporción. Esta reducción horaria es ligeramente inferior a la del ERE que todavía se está aplicando, lo que permitiría hacer una carambola y volver a abrir las oficinas los jueves por la tarde. La peor parte se la lleva el área social. La idea es suspender sine die las aportaciones al fondo de pensiones o las ayudas a los estudios de los empleados y a sus hijos. «Es inasumible», indica José Ramón Estévez, el presidente del comité de la red de oficinas en Asturias. Liberbank cuenta en la actualidad en el Principado con algo más de 900 trabajadores y con algo más de 3.000 en toda España.  

Seguir leyendo

Comentarios

Liberbank amenaza con aplicar el ERE de manera unilateral ante la falta de avances