Asturias espera a la cita del viernes con Hacienda para decidir cómo reclamar los 75 millones del IVA

ASTURIAS

La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, en la rueda de prensa del Consejo de Ministros
La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, en la rueda de prensa del Consejo de Ministros MARTA FERNÁNDEZ JARA

Las comunidades plantearán sus demandas en el Consejo de Política Fiscal y Financiera mientras el Principado busca una solución negociada

05 feb 2020 . Actualizado a las 05:10 h.

El malestar de las comunidades autónomas con el Gobierno Central por la negativa de Hacienda a abonar la deuda con los territorios correspondiente a la devolución del IVA del último mes de 2017 es general y, sin embargo, la respuesta de cada región varía de forma considerable. En el caso de Galicia la Xunta ya anunció la semana pasada que agotará todas las posibilidades en el ámbito judicial y llevará a los tribunales al Gobierno Central para exigir un monto de alrededor de 200 millones de euros, este martes el Consejo de Gobierno de Castilla-La Mancha, región presidida por el socialista Emilio García-Page, autorizó a su gabinete jurídico a que adopte las medidas administrativas y las acciones judiciales que procedan ante el Estado y otras comunidades también de signo socialista, como Aragón o Baleares, sopesan acudir a los tribunales. Asturias no lo descarta pero tampoco ha avanzado en ese sentido. Desde el Principado se reclama una cantidad relevante, unos 75 millones de euros, pero por el momento prefieren esperar a ver qué dan de sí las conversaciones al respecto que con toda seguridad tendrán lugar este viernes cuando se celebre el Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF), el primero que sentará en una misma mesa al Ministerio y las autonomías desde el verano de 2018.

En el orden del día no está este asunto. El CPFF se convoca, según explicó la ministra María Jesús Montero, para trasladar a las comunidades autónomas la nueva senda de estabilidad con los objetivos de déficit y deuda pública, comprometidos con Bruselas. Todo con el propósito de preparar la difícil negociación de los presupuestos generales del Estado de 2020. Pero incluso en la misma rueda de prensa en la que Montero anunció la convocatoria surgieron las preguntas sobre cómo se tratará la cuestión del impago del IVA. Lo cierto es que, de forma tangencial, también guarda relación con el equilibrio de las cuentas de las comunidades, no en vano la consejera asturiana, Ana Cárcaba, ya advirtió de que que la no llegada de esos millones pendientes desde 2017 puede hacer que el Principado incumpla el objetivo del déficit en este ejercicio 2019. A finales de abril se conocerá el balance de 2019 y Asturias no podrá exceder el 0,1% de su PIB (es decir, alrededor de 23 millones de euros) pero con la ausencia de esos 75 millones Asturias se encontraría superando tres veces el límite fijado por el Ministerio precisamente porque el mismo departamento se niega a abonar lo que le adeuda.

El Ejecutivo asturiano ha optado por la prudencia en sus declaraciones. Si hace unas semanas destacó que no descartaba acudir a los tribunales para reclamar los millones, siempre ha puntualizado que preferiría una solución negociada con el Ministerio. De momento, Montero no se ha cansado de repetir que no tiene intención de devolver el dinero a las comunidades (son 2.500 millones para el conjunto de las regiones); destaca que el mecanismo contemplado por el Ejecutivo socialista para abonar esa deuda decayó cuando lo hicieron los presupuestos fallidos del pasado ejercicio y que no hay forma de recuperarlo. Insiste en que se trata de un tema «zanjado» y, después de conocer que puedan materializarse las demandas en los juzgados de las comunidades, señaló que era «una roca para las amenazas». Eso sí, Montero se abrió a que puedan estudiarse «medidas paliativas».