La oposición reclama más «ambición» al estatuto de las electrointensivas

Los grupos valoran el anuncio del borrador pero señalan que la medidas incluídas son «insuficientes» para la industria asturiana

Vista general de la reunión de la Junta de Portavoces del parlamento asturiano
Vista general de la reunión de la Junta de Portavoces del parlamento asturiano

Los grupos parlamentarios de la oposición han considerado este miércoles que las medidas incluidas en el borrador del Estatuto del Consumidor Electrointensivo son «insuficientes» y poco ambiciosas para abordar la situación de la industria asturiana.

En declaraciones a los periodistas tras la reunión de la Junta de Portavoces del parlamento asturiano, la portavoz de Podemos, Lorena Gil, ha reconocido el «valor» que supone la aprobación de un documento de estas características al contener medidas de «calado» para la actividad industrial asturiana.

«Debe haber un marco estable predecible y competitivo y tiene que tener en cuenta criterios sociales y medioambientales», ha apuntado antes de reiterar la importancia que tiene la equiparación del precio de la electricidad en España respecto a otros países del entorno para impedir la deslocalización de empresas.

No obstante, ha señalado que el texto «podía haber sido más ambicioso» para exigir, por ejemplo, que las empresas que reciban algunas de las ayudas tengan un «contrato de permanencia» mayor de tres años.

Por su parte, su homólogo de Foro, Adrián Pumares, ha reconocido que la aprobación de la norma ya «es una buena noticia», pero, tras realizar un primer análisis de la misma, la ha tildado de «insuficiente».

El diputado ha confiado en que las ayudas para la compensación por los constes indirectos de CO2 alcancen la «cuantía máxima» permitida.

Unido a ello, ha dicho que su aprobación llegará «tarde» ante la necesidad de «seguridad jurídica» que precisan las empresas asturianas.

En la misma línea se ha pronunciado el portavoz de Vox, Ignacio Blanco, quien también ha calificado de «muy insuficiente» el borrador presentado y que refleja que «Asturias vuelve a ser la gran perjudicada».

Según sus palabras, la norma impone muchas «obligaciones» pero tiene compensaciones económicas «muy limitadas».

Además, ha mostrado su preocupación sobre el hecho de que su aplicación dependa de la aprobación de los Presupuestos Generales de Estado.

Por ello, ha pedido al presidente del Asturias, Adrián Barbón, que «haga valer la influencia que tiene en Madrid», aunque, en su opinión, «tiene muy poca».

Por parte de IU, Ángela Vallina ha confiado en que el estatuto sirva para mantener el empleo y unas condiciones laborales «dignas» y que la industria «pueda ser competitiva a nivel europeo» y cuente con «visión de futuro».

En representación del PSOE, su portavoz, Dolores Carcedo, ha afirmado que es un documento «importante» para la industria que mejora su estabilidad y seguridad a la vez que ha confiado en que las medidas que incluye se apliquen «cuanto antes».

Ha añadido que se estudiará en profundidad y se decidirá se realizan alegaciones al texto.

El Estatuto Electrointensivo beneficiará a unas 600 industrias con alto consumo eléctrico, a las que se bonificará en un 85 % los cargos de su factura, lo que les supondrá un ahorro conjunto de unos 90 millones que, sumados a las compensaciones por costes de CO2 (172 millones el pasado año), elevarán a más de 262 millones el apoyo a estas industrias.

La nueva norma, que será tramitada por urgencia y que ya no pasará por la CNMC al haber sido incorporadas sus observaciones, podría ser aprobada por el Consejo de Ministros a lo largo de marzo; según informó EFE.

La rebaja del 85% en la factura de la luz beneficiará a 19 grandes industrias asturianas

La Voz
Un trabajador en la fábrica de Asturiana de Zinc (Azsa).Un trabajador en la fábrica de Asturiana de Zinc (Azsa)
Un trabajador en la fábrica de Asturiana de Zinc (Azsa)

El Estatuto Electrointensivo supondrá un ahorro conjunto de 90 millones a 600 compañías españolas

El Estatuto Electrointensivo beneficiará a unas 600 industrias con alto consumo eléctrico, 19 de ellas asturianas, a las que se bonificará en un 85 % los cargos de su factura, lo que les supondrá un ahorro conjunto de unos 90 millones que, sumados a las compensaciones por costes de CO2 (172 millones el pasado año), elevarán a más de 262 millones el apoyo a estas industrias.

Según han indicado fuentes del Gobierno, el Ministerio de Industria sacará a audiencia pública el nuevo texto del Estatuto del Consumidor Electrointensivo, que fue revisado después de que la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) advirtiera de que algunas de sus medidas podían ser consideradas por la Comisión Europea (CE) como ayudas de Estado. La nueva norma, que será tramitada por urgencia y que ya no pasará por la CNMC al haber sido incorporadas sus observaciones, podría ser aprobada por el Consejo de Ministros a lo largo de marzo.

Seguir leyendo

Comentarios

La oposición reclama más «ambición» al estatuto de las electrointensivas