Las inundaciones costeras se multiplicarán por más de 500 en Asturias

Elena G. Bandera
E. G. Bandera REDACCION

ASTURIAS

Olas de hasta 7 metros de altura que el temporal marítimo de los últimos días ha provocado daños valorados en 15.916 euros en el Muro de San Lorenzo de Gijón, según los técnicos de obras públicas del Ayuntamiento.
Olas de hasta 7 metros de altura que el temporal marítimo de los últimos días ha provocado daños valorados en 15.916 euros en el Muro de San Lorenzo de Gijón, según los técnicos de obras públicas del Ayuntamiento. Alberto Morante

Casi 180.000 habitantes viven en las zonas más bajas de la costa asturiana, que sin protecciones se inundarían de manera temporal o permanente a lo largo del siglo si no se reducen las emisiones

04 mar 2021 . Actualizado a las 08:58 h.

La frecuencia de las inundaciones costeras se multiplicará por más de 500 y el nivel del mar aumentará entre 60 centímetros y 1,10 metros hasta finales de siglo si no se reducen las emisiones de CO2 para evitar que las temperaturas medias mundiales superen los tres grados centígrados. Ese es el peor de los escenarios que dibuja el último informe de la Agencia Europea de Medio Ambiente (EEA) sobre los impactos del cambio climático en Europa, y eso ocurriría en la costa de Asturias, en la que casi 180.000 habitantes viven en tierras bajas costeras, que son las que se encuentran a entre uno y seis metros sobre el nivel medio del mar actual.

De ellos, unos 165.000 en Gijón, y todos, de forma temporal o permanente, se verían afectados por inundaciones costeras que pasarían, al igual que otros riesgos climáticos que ahora se consideran extremos, a ser la norma en la Península Ibérica. El informe de la EEA recuerda que todas las regiones costeras en Europa han experimentado un aumento en el nivel absoluto del mar y que la mayoría de las regiones también han registrado un aumento en el nivel del mar con relación a la tierra, que es una amenaza para los ecosistemas costeros, los recursos hídricos, los asentamientos, la infraestructura y las vidas humanas.

Por ello, el informe analiza el número anual de personas expuestas a las inundaciones costeras en Europa, que pasaría de 102.000 a entre 1,5 y 3,65 millones a finales de siglo con las actuales estructuras de defensa contra las inundaciones. En ausencia de estas protecciones, las zonas bajas costeras se inundarían de manera permanente en los próximos siglos si el nivel del mar aumenta en la cantidad proyectada, que es de hasta un metro más en un escenario de altas emisiones. No obstante, el informe recuerda que no se pueden descartar valores sustancialmente más altos y que, de hecho, ya son varios los estudios recientes que sugieren que el nivel medio del mar se incrementará entre 1,5 y 2,5 metros en este siglo.