Mascarillas a 12 euros, hidrogel a 25, alcohol a 10 euros el bote: los buitres especuladores sobrevuelan Asturias

Los precios de productos básicos se disparan al calor de la pandemia. ¿Quién puede poner freno a la especulación?

Escaparate de una farmacia, este lunes, en el centro de Oviedo.
Escaparate de una farmacia, este lunes, en el centro de Oviedo.

Oviedo

La picaresca no descansa ni con la pandemia. Más bien al revés, se agudiza y se propaga a tanta o más velocidad que el coronavirus. Las farmacias cuelgan el cartel de que no hay existencias de mascarillas e hidrogeles pero el COVID-19 ha transformado el atuendo habitual y la poca gente que sale a la calle ya incorporó a su vestuario los diferentes modelos para taparse la boca. El miedo es libre y las personas buscan protección. La combinación da como resultado precios desorbitados y desalmados que buscan hacer negocio aunque sea de una desgracia. El precio de las mascarillas para las empresas ha pasado de un coste de 12 céntimos a 90 céntimos, según ha comentado recientemente una empresaria del sector en Asturias. Pero con intermediarios termina llegando al consumidor a precios que rondan hasta los 12 y 15 euros. El mercado online también compite y así grandes plataformas ofrecen lotes de 50 mascarillas quirúrgicas a menos de 17 euros pero con un plazo de entrega de mes y medio. En el concejo de Siero, clientes han denunciado que hay farmacias que están comercializando las de un solo uso hasta a 12 euros.

Y es que las desviaciones de precios sufrieron una escalada en cuanto apareció el coronavirus llegando a diferencias de más del 200 por ciento, según un estudio realizado desde Plyzer Intelligence, herramienta de monitorización de productos, precios y puntos de venta online con una amplia experiencia en el sector farmacéutico, que publica Europa Press. Por ejemplo, el gel antiséptico que variaba habitualmente entre los 2 y los 6 euros alcanzó los 25 euros el 24 de febrero, las mascarilla Aseptex con alto poder filtrante (5uds), con un precio medio habitual alrededor de los 8 euros, se encaramaron a los 26,85 euros el 24 de febrero y el bote de alcohol de 96º de 1 litro que podía encontrarse durante el mes de enero a 2,25 euros, alcanzó los 9,95 euros el 16 de marzo.

Desde el Consejo General de Colegios Farmacéuticos ya se ha solicitado al Ministerio de Sanidad que, haciendo uso de las facultades de las que dispone en esta situación de alarma sanitaria, intervenga temporalmente los precios de determinados productos indicados en la protección del coronavirus, tanto en origen como sus precios de venta al público, para evitar así el incremento abusivo e injustificado que se ha producido en las últimas semanas, con graves repercusiones para la salud pública. Así, se está observando en las farmacias tras el inicio de la pandemia por COVID-19, que han visto como se producía un incremento abusivo en los precios ofertados por proveedores que normalmente no operan en el canal farmacéutico, de productos como geles hidroalcohólicos, mascarillas, y guantes, principalmente.

El guante lanzado por los farmacéuticos fue recogido por el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, quien ha afirmado que el Gobierno garantizará la provisión de mascarillas y geles hidroalcohóolicos, y controlará que no haya un aumento del precio. En su última comparecencia en el Palacio de la Moncloa, el presidente afirmó que van «a garantizar el precio de esos materiales» y puso como ejemplo la intervención realizada en los precios del sector funerario para evitar abusos. «Hemos dictado hace unos días una orden en relación con este asunto y ahora los vamos a hacer para garantizar la provisión de este material para las personas con menos recursos. Esta es una exigencia que nos hemos puesto como Gobierno y, evidentemente, es un derecho que tienen los ciudadanos».

Diez millones de mascarillas quirúrgicas al mes prevé producir la cooperativa guipuzcoana Bexen Medical, perteneciente a la Corporación Mondragón, para el Gobierno central, según informa EFE. Esta cooperativa, junto a Mondragon Assembly, otra cooperativa de la Corporación Mondragón, que según publica la revista del grupo Tu Lankide se encargará además de la fabricación de las máquinas para producir las mascarillas, se pusieron manos a la obra, Bexen Medical desde su conocimiento de la producción de mascarillas, y Mondragon Assembly con todo su bagaje en la producción de máquinas capaces de fabricar este producto. Una semana después, el proyecto ya está en marcha y el objetivo es producir para finales de abril 10 millones de mascarillas quirúrgicas al mes. Esto supondrá una creación de empleo «considerable» ya que el objetivo es, una vez adecuada la instalación, producir mascarillas con tres máquinas a su máximo rendimiento y a tres relevos lo que requerirá la creación de algo más de una veintena de puestos de trabajo.

Comentarios

Mascarillas a 12 euros, hidrogel a 25, alcohol a 10 euros el bote: los buitres especuladores sobrevuelan Asturias