El Principado aumentará la actividad sanitaria al reducirse la presión en las UCIS

s.d.m.

ASTURIAS

Vista del Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA)
Vista del Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA) J.L. Cereijido

El consejero explica que el riesgo de que el número de respiradores fuese insuficiente ha pasado. Salud creará circuitos independientes para pacientes y profesionales del COVID-19

16 abr 2020 . Actualizado a las 22:22 h.

La presión en las unidades de cuidados intensivos de los hospitales asturianos ha disminuido y, en principio, ya no hay riesgo de que el número de respiradores no fuese suficiente. Al mismo, tiempo el número de pacientes en planta está bajando, al registrarse más altas que casos nuevos. Esto significa que el Principado ya está pensando en centrar sus esfuerzos en otros puntos críticos, aunque sin bajar la guardia. Esto se traduce en recuperar la actividad sanitaria, que en estos momentos está reducida al mínimo, con la atención no demorable. Se han estado realizado operaciones vitales en diagnosticados con cáncer o trasplantes de órganos vitales y se han hecho pruebas diagnósticas inaplazables. Pero ahora toca, según ha explicado el consejero de Salud, Pablo Fernández Muñiz, «retomar la mayor normalidad posible».

No ha precisado mucho más. No ha explicado ni qué tipo de pacientes ni qué patologías serán prioritarias en esa recuperación de la actividad sanitaria ordinaria, al margen del COVID-19. Tan solo ha señalado que se trabaja para crear circuitos independientes, uno para los pacientes con el nuevo coronavirus y el personal que los atiende, y otro para todos los demás. Esos circuitos independientes, que ya se han probado en la actual estructura, se montarán tanto en Atención Primaria como en Especializada, ha explicado el consejero, por lo que parece que ese regreso de la actividad ordinaria se hará a todos los niveles. 

Será un proceso paulatino. Eso sí lo ha aclarado. «Recuperar cierta normalidad no quiere decir que habrá una atención normalizada», ha explicado, preocupado porque las buenas noticias no supongan una relajación total. Existe riesgo de que se produzcan rebrotes y así lo ha reconocido, por lo que ha puesto mucho énfasis en la planificación.