Parte de guerra en Llanes: botellones, fiestas privadas, autocaravanas y coches más aparcados en las playas

La Policía Local tramita más de 360 denuncias solo durante el fin de semana por incumplimientos

Destrozan la señalización que regulaba el tráfico y los aparcamientos en la playa de Cuevas del Mar (Llanes)
Destrozan la señalización que regulaba el tráfico y los aparcamientos en la playa de Cuevas del Mar (Llanes)

La Policía Local de Llanes no tuvo ni un minuto de respiro entre los aparcamientos de las playas, la vigilancia de los botellones y el control del uso de mascarillas y la distancia de seguridad, para evitar la transmisión del coronavirus. El Ayuntamiento de Llanes repitió operativo y se vio obligado a tramitar centenares de sanciones. 

El estacionamiento en lugares prohibidos se convirtió en la infracción más habitual entre el sábado y el domingo, con un total de 323 multas. «El entorno de las playas se erigió de nuevo en el espacio que concentró a un mayor número de automovilistas, muchos de los cuales obviaron la señalización y optaron por aparcar en zonas donde no está permitido y pese a existir parkings próximos», explica el Gobierno local. Los principales problemas se concentraron en las cercanías de Cuevas del Mar, Toranda, Torimbia, Gulpiyuri, Andrín, Garaña, Llames de Pría, Naves y Buelna.

También se tramitaron sanciones contra 25 autocaravanistas que no respetaron las normas de estacionamiento y fueron desalojados de los sitios donde se encontraban. El consistorio recuerda que en Llanes sólo se puede pernoctar en alguno de los ochos campings existentes, que disponen de más 400 plazas para autocaravanas, o en el área creada por el Ayuntamiento en la zona de La Talá, que ahora se ha complementado con otra zona anexa y una calle donde pueden pernoctar, utilizando las instalaciones del área de autocaravanas para evacuar sus aguas grises y negras.

Además, la Policía Local, coordinada con la Guardia Civil, intervino en seis botellones, presentó las correspondientes denuncias, disolvió a los participantes y se deshizo de las bebidas alcohólicas. Nuevamente, el Gobierno local ha reconocido que los agentes «se esmeran» para atender las llamadas recibidas y dar respuesta a los requerimientos vecinales. De hecho, tuvieron que atender las llamadas por ruidos y molestias vecinales. En total, se presentaron en nueve fiestas privadas y desalojaron a los participantes. Además, se gestionó una  denuncia por no llevar puesta la mascarilla.

Conoce nuestra newsletter

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Comentarios

Parte de guerra en Llanes: botellones, fiestas privadas, autocaravanas y coches más aparcados en las playas