Denuncian la desaparición de los lobos radiomarcados en Asturias

«El oscuro proyecto de seguimiento parece haber terminado en fracaso o en una muerte intencionada de los lobos controlados», critican desde Fapas

Seguimiento nocturno a un lobo
Seguimiento nocturno a un lobo

El Fondo para la Protección de Animales Salvajes (Fapas) ha denunciado la desaparición de los los lobos radiomarcados en Asturias para su seguimiento coincidiendo con el inicio de la temporada de caza. «El oscuro proyecto de seguimiento de lobos en Asturias parece haber terminado en fracaso o en una muerte intencionada de los lobos controlados», indican, asegurando que el Gobierno de Asturias ha mantenido en «total secreto» este trabajo, que realiza la Fundación de la Universidad de Oviedo, de captura y colocación de collares para seguir vía satélite a los lobos.

Desde Fapas se indica que «el Principado reconoció que al menos dos de los lobos radiomarcados también murieron a causa de caer en trampas», en cables de acero colocados en la montaña, aunque desde la organización conservacionista se explica que ambos cánidos estaban en áreas muy alejadas entre sí, «lo que nos induce a pensar que la presencia de trampas vuelve a ser una actividad importante en las zonas de montaña» y que «no puede ser una mera casualidad la muerte de estos dos ejemplares».

En cuanto a la desaparición del resto de lobos radiomarcados, consideran que no es una casualidad que coincida con el inicio de la temporada de caza. «O los han matado intencionadamente al conocer perfectamente la localización de cada ejemplar o la realidad es que la presión sobre el lobo en Asturias es total, matando cuantos ejemplares se pueda, legal o ilegalmente», critican.

También recuerdan que la Ley obliga a las administraciones públicas a trasladar a la sociedad los resultados de los trabajos de investigación realizados con dineros públicos, con lo que el Principado «está obligado a aclarar este trabajo y qué ha pasado con los lobos». Desde Fapas, en este sentido, intuyen «la enorme matanza de lobos que se lleva a cabo en Asturias, que presumiblemente supera con creces los cupos de gestión poblacional que legalmente se acuerdan por parte del Gobierno regional».

Una «matanza», dicen, que «en gran medida se está llevando en territorios protegidos, parques naturales y Reservas de la Biosfera donde los criterios de gestión deben de ser ordenados y favorables a la conservación». Al respecto de la conservación de la biodiversidad, consideran que Asturias evoluciona como una de las regiones «con mayor desprecio hacia su protección, dando un vuelco radical a una política histórica de conservación que durante décadas ha hecho de esta región una referencia en materia de protección de la naturaleza».

Conoce nuestra newsletter

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Comentarios

Denuncian la desaparición de los lobos radiomarcados en Asturias